Un socio menor temeroso del cambio

El Mercosur no ha provisto a Paraguay de los beneficios esperados. Las asimetrías continúan presentes. Los dos grandes socios, Brasil y la Argentina, siguen imponiendo su agenda propia. Y la pobreza, el desempleo y la desigualdad social que imperan en el país mediterráneo se han convertido ya en una presencia o destino aceptado con resignación.

17 noviembre, 2012

Contenido exclusivo para usuarios registrados.

Para continuar leyendo esta nota, Ud. debe ser suscriptor.

Suscríbase a Revista Mercado

Conocé todos nuestros planes.

Suscribirme ahora

Si Ud. ya es suscriptor, ingrese con su usuario y contraseña.