Y2K Finance (Wharton) suspende tomas y devoluciones

Se trata de un fondo de cobertura perteneciente a Wharton Asset management. Ha congelado restituciones por lo menos hasta diciembre, debido a la crisis de iliquidez financiera global. La firma está radicada en las Vírgenes británicas.

13 septiembre, 2007

Por otra parte, Y2K (cuyo nombre alude al efímero síndrome del año 2000) cesará de calcular el valor neto de sus activos, “a causa de las presentes turbulencias”. Wharton Asset Management se especializa en titulos en paquete garantidos con activos, en particular inmobiliarios. Vale decir, el segmento rechazado por los inversores, donde también figuran bonos respaldados en hipotecas de mala calidad.

Sin vínculos con la escuela de negocios Wharton (Pennsilvania), WAM tiene base en Londres y está ahora entre la docena de firmas obligadas a cerrar fondos de cobertura o de capital extrabursátil (Bear Stearns es la más conspicua, por el momento). Pero esto no ha terminado. Varios expertos creen que habrá suspensiones y cierres durante meses.

Y2K había perdido 30% de capitalización bursátil desde junio. Hasta entonces, era una estrella en el denso mundillo de la especulación. A fines de 2006, todavía era el fondo de su tipo de mejor desempeño fuera de Estados Unidos. No es único problema del grupo WAM. Las acciones de otra subsidiaria, Trio Finance –dedicada a títulos respaldados en bienes raíces-, han caído 46% en cuanto va del año.

El colapso de este segmento se inició a mediados de julio, cuando Bear Stearns pidió para dos fondos subsidiarios el amparo de la ley federal para concursos y quiebras (título XI). Más tarde cayeron Basis Capital y Absolute Capital group, ambos australianos. A su vez, Basis pidió convocatoria para Basis Yield Alpha. La lista sigue con Synapse Investment Management (Londres), fondo de cobertura que manejaba activos de un banco alemán en apuros. En junio, Caliber Global, del grupo Cambridge Place Investment, anuncio el cierre.

Por otra parte, Y2K (cuyo nombre alude al efímero síndrome del año 2000) cesará de calcular el valor neto de sus activos, “a causa de las presentes turbulencias”. Wharton Asset Management se especializa en titulos en paquete garantidos con activos, en particular inmobiliarios. Vale decir, el segmento rechazado por los inversores, donde también figuran bonos respaldados en hipotecas de mala calidad.

Sin vínculos con la escuela de negocios Wharton (Pennsilvania), WAM tiene base en Londres y está ahora entre la docena de firmas obligadas a cerrar fondos de cobertura o de capital extrabursátil (Bear Stearns es la más conspicua, por el momento). Pero esto no ha terminado. Varios expertos creen que habrá suspensiones y cierres durante meses.

Y2K había perdido 30% de capitalización bursátil desde junio. Hasta entonces, era una estrella en el denso mundillo de la especulación. A fines de 2006, todavía era el fondo de su tipo de mejor desempeño fuera de Estados Unidos. No es único problema del grupo WAM. Las acciones de otra subsidiaria, Trio Finance –dedicada a títulos respaldados en bienes raíces-, han caído 46% en cuanto va del año.

El colapso de este segmento se inició a mediados de julio, cuando Bear Stearns pidió para dos fondos subsidiarios el amparo de la ley federal para concursos y quiebras (título XI). Más tarde cayeron Basis Capital y Absolute Capital group, ambos australianos. A su vez, Basis pidió convocatoria para Basis Yield Alpha. La lista sigue con Synapse Investment Management (Londres), fondo de cobertura que manejaba activos de un banco alemán en apuros. En junio, Caliber Global, del grupo Cambridge Place Investment, anuncio el cierre.

Notas Relacionadas
Tapa octubre 2019

Suscripción Digital

Tapa octubre 2019

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades