¿Barrick Gold auspiciando a Bonasso?

Paradojas de la vida y del marketing digital: los grandes enemigos pueden reencontrarse en la web, con la intermediación del Google AdSense.

<p><em>por Patricio Cavalli</em> </p>
<p>El asunto se vio claramente en la columna que el diputado Miguel Bonasso escribi&oacute; el domingo 14/12 en el diario Cr&iacute;tica de la Argentina, titulado &quot;El veto de la Barrick Gold&quot;. (<a href="&quot;http://www.criticadigital.com/index.php?secc=nota&amp;nid=15636&quot;">www.criticadigital.com/index.php?secc=nota&amp;nid=15636</a>) </p>
<p>En su nota, el diputado Bonasso explicaba su punto de vista sobre los bemoles del veto presidencial a la Ley de Protecci&oacute;n de Glaciares. </p>
<p>Y es interesante el tema, porque al pie del mismo art&iacute;culo en el que el Sr. Bonasso escribe cosas como: <em>&quot;Aunque los asesores de prensa de la Barrick Gold en Chile han negado que la empresa fuera fundada por uno de los m&aacute;s importantes traficantes de armas del mundo, el periodista estadounidense Greg Palast (de la BBC y The Guardian), lo confirm&oacute; al diario chileno La Naci&oacute;n. Seg&uacute;n Palast, la informaci&oacute;n fue proporcionada por el hombre fuerte de la Barrick, Peter Munk, en su propia autobiograf&iacute;a. En ese mismo reportaje, Palast revela que en 1995 cincuenta mineros fueron sepultados vivos en Tanzania por los bull dozers de la Barrick, con la complicidad de la polic&iacute;a local, que reprimi&oacute; a los trabajadores rebeldes para asegurarles a la compa&ntilde;&iacute;a y sus socios en el gobierno un negocio muy lucrativo. No les va ni les ir&aacute; mejor a los obreros argentinos que laboran a cinco mil metros de altura en la mina de Veladero (San Juan) o en Pascua Lama, el gigantesco emprendimiento binacional entre la Argentina y Chile, que explotar&aacute; la Barrick.&quot;,</em> aparecen varios banners y avisos&nbsp; -Bangh&oacute;, Despegar.com, etc…- y en forma rotativa, enlaces patrocinados a travpes del sistema AdSense, entre los cuales hay uno a un s&iacute;mil weblog auspiciado por, precisamente, la empresa Barrick Gold.&nbsp; </p>
<p>El weblog, llamado <a href="&quot;http://www.construyendodialogo.com&quot;">www.construyendodialogo.com</a>, tiene peque&ntilde;os art&iacute;culos titulados: &quot;&iquest;Se pueden utilizar responsablemente los recursos h&iacute;dricos en los procesos mineros?&quot;; &quot;Todo lo que rodea al Proyecto Pascua &ndash; Lama&quot;; o &quot;Los Glaciares no se mover&aacute;n&quot;.&nbsp; </p>
<p>Ignoro si la pauta fue puesta expresamente por la empresa en seguimiento de palabras clave relacionadas con miner&iacute;a, glaciares, Barrick, etc; o si m&aacute;s expresamente buscaron &quot;Bonasso&quot; como palabra clave.&nbsp; </p>
<p>Tambi&eacute;n queda para pensar como puede sentirse el autor de ese art&iacute;culo, cuando al pie de su art&iacute;culo aparece como esponsor, precisamente su n&eacute;mesis. <br />
Pero lo que queda claro de este ejemplo, es la forma en la que el marketing digital, sus variantes SEM y SEO, y las herramientas como el AdSense est&aacute;n modificando las relaciones de las marcas con las personas, las de los medios con los anunciantes, y a trav&eacute;s de ese proceso, las del periodismo con sus lectores. </p>
<p><a href="&quot;mailto:pcavalli@mercado.com.ar&quot;">pcavalli@mercado.com.ar</a> </p>
<p>&nbsp;</p>

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades