LVMH suma una marca más a su constelación

Forma parte ahora del segundo conglomerado de Europa por valuación de mercado.

2 diciembre, 2019

Bernard Arnault, uno de los hombres más ricos del mundo, es fundador, presidente y mayor accionistas de LVMH. Hace pocos día le aceptaron su oferta para comprar la joyería norteamericana Tiffany, famosa por sus cajitas azules y por la película protagonizada por Audrey Hepburn.

 

Preside LVMH, un grupo que tiene 75 marcas que abarcan joyas, relojes, moda, vino, bebidas espirituosas, retail, belleza y hospitalidad. Imposible enumerarlas otdas, pero incluyen Dior, Vuitton, Hennesy, Don Pérignon, Bulgari, Tag Heuser y Moët & Chandon.

 

LVMH es la segunda compañía más valiosa de Europa después de Royal Dutch Shell. Arnault es el responsable de esa hazaña y hoy su familia tiene 47% de las acciones del conglomerado.

Comenzó sus incursiones en el sector lujo cuando compró en 1985 al gobierno francés una fábrica textil casi quebrada al norte de Francia llamada Boussac con el único interés de hacerse con una joya que tenía: la marca Christian Dior, un tanto vetusta. Luego vendió todos los activos de Boussac excepto Dior y comenzó a construir desde allí.

 

 

 

 

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades