Fuerte caída del consumo en shoppings y supermercados

Las ventas experimentaron un fuerte derrumbe en julio con relación al mismo mes de 2001, que en el caso de los supermercados fue de 27,6 por ciento y en el de los shoppings de 27,3.

26 agosto, 2002

El efecto de la devaluación se hizo sentir en el consumo, y en
todo el año los precios aumentaron 69,1 por ciento en julio
respecto de igual mes del año anterior.

En todo, el 2002 el incremento fue del 34,6 por ciento, de
acuerdo con las cifras dadas a conocer por el INDEC.

Si se efectúa la misma comparación, en los centros de compra
los precios aumentaron en julio un 38,2 por ciento, y en lo que va
del año un 21,6.

Si se tiene en cuenta que el poder adquisitivo de los salarios
perdieron un 25 por ciento, se explica la fuerte caída en las
ventas de consumo masivo como alimentos, bebidas e indumentaria.

Por cantidades físicas vendidas, en los supermercados las
ventas de julio respecto de junio bajaron 1,4 por ciento y en todo
el año, respecto de igual período del 2001, la reducción llega al
21,7.

En los shoppings, las ventas en los primeros siete meses del
año bajaron un 30 por ciento respecto del mismo período de 2001.

Por efecto de la inflación, en los supermercados las ventas en
julio alcanzaron al nivel record de 1.398,5 Millones de pesos.

Pero crecieron un 22,2 por ciento respecto de junio último y un
5,4 respecto del año anterior.

Si se compara julio contra junio, la venta medida en pesos
crece un 4,8 por ciento.

Los centros de compras alcanzaron en julio los 147 millones de
pesos de facturación, que representa una suba del 0,5 por ciento
respecto de julio del año pasado, pero en la comparación anual, y
pese al aumento de precios, se registra una baja del 14,9 por
ciento.

Según las cifras finales de junio en los supermercados las
ventas se concentraron en un 68 por ciento en los alimentos y
bebidas, otro 3 en indumentaria y otro 15 en artículos de limpieza
e higiene.

Debido al alza de precios, el público consumidor concentra el
consumo en casi un 85 por ciento en los artículos de primera
necesidad.

El 15 por ciento restante se concentró en un 3 por ciento en
artículos electrónicos y el 12 restante en otros productos.

En los shoppings, las ventas de junio muestran una
concentración del 55 por ciento en indumentaria, calzado y
marroquinería.

Las ventas de juguetería, librería y papelería, perfumería y
otros no superararon en junio el 2 por ciento del total.

El resto de las ventas de junio se concentraron en patios de
comida, en un 11 por ciento, y en un 8,5 por ciento a
esparcimiento y diversión.

Fuente: Noticias Argentinas

El efecto de la devaluación se hizo sentir en el consumo, y en
todo el año los precios aumentaron 69,1 por ciento en julio
respecto de igual mes del año anterior.

En todo, el 2002 el incremento fue del 34,6 por ciento, de
acuerdo con las cifras dadas a conocer por el INDEC.

Si se efectúa la misma comparación, en los centros de compra
los precios aumentaron en julio un 38,2 por ciento, y en lo que va
del año un 21,6.

Si se tiene en cuenta que el poder adquisitivo de los salarios
perdieron un 25 por ciento, se explica la fuerte caída en las
ventas de consumo masivo como alimentos, bebidas e indumentaria.

Por cantidades físicas vendidas, en los supermercados las
ventas de julio respecto de junio bajaron 1,4 por ciento y en todo
el año, respecto de igual período del 2001, la reducción llega al
21,7.

En los shoppings, las ventas en los primeros siete meses del
año bajaron un 30 por ciento respecto del mismo período de 2001.

Por efecto de la inflación, en los supermercados las ventas en
julio alcanzaron al nivel record de 1.398,5 Millones de pesos.

Pero crecieron un 22,2 por ciento respecto de junio último y un
5,4 respecto del año anterior.

Si se compara julio contra junio, la venta medida en pesos
crece un 4,8 por ciento.

Los centros de compras alcanzaron en julio los 147 millones de
pesos de facturación, que representa una suba del 0,5 por ciento
respecto de julio del año pasado, pero en la comparación anual, y
pese al aumento de precios, se registra una baja del 14,9 por
ciento.

Según las cifras finales de junio en los supermercados las
ventas se concentraron en un 68 por ciento en los alimentos y
bebidas, otro 3 en indumentaria y otro 15 en artículos de limpieza
e higiene.

Debido al alza de precios, el público consumidor concentra el
consumo en casi un 85 por ciento en los artículos de primera
necesidad.

El 15 por ciento restante se concentró en un 3 por ciento en
artículos electrónicos y el 12 restante en otros productos.

En los shoppings, las ventas de junio muestran una
concentración del 55 por ciento en indumentaria, calzado y
marroquinería.

Las ventas de juguetería, librería y papelería, perfumería y
otros no superararon en junio el 2 por ciento del total.

El resto de las ventas de junio se concentraron en patios de
comida, en un 11 por ciento, y en un 8,5 por ciento a
esparcimiento y diversión.

Fuente: Noticias Argentinas

Compartir:
Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades

    [honeypot honeypot-mercado-1 id:honeypot-mercado-1]

    Revista Mercado