Develan misterio materia-antimateria

Científicos de Estados Unidos y Japón anunciaron descubrimientos sobre las partículas mesón B, que explicarían el fenómeno de la materia y la antimateria en el universo.

(EFE).- Las partículas mesón B podrían explicar el fenómeno de la existencia de materia en el universo, a pesar del proceso en el cual materia y antimateria chocan y se contrarrestan.

Los científicos del Centro Stanford de Acelerador Lineal, en California (SLAC), el laboratorio Fermilab en Chicago y el Laboratorio Nacional de Física de Alta Energía (KEK) en Japón, hoy (martes 1) dieron a conocer sus descubrimientos sobre los mesones B.

Estas partículas presentarían una modalidad de descomposición (al toparse materia y antimateria) que muestra una asimetría a favor de la materia.

Según la teoría científica dominante, el universo surgió cuando una singularidad (punto matemático en el que desaparecen las características de nuestro universo espacial y temporal) eclosionó con energía, más allá del límite de nuestra imaginación y, en una fracción de una millonésima de un segundo después, esa energía comenzó a coagularse en partículas elementales.

Cada vez que la energía se convierte en masa lo hace en cantidades iguales de materia y antimateria; es decir, cada partícula de materia tiene una partícula opuesta de antimateria.

Los experimentos en laboratorios demostraron que cada vez que una partícula de materia se topa con una de antimateria, ambas se anulan en un torbellino de radiación.

De acuerdo con la teoría, nada debería existir, más que un vacío vibrante de radiación.
Pero cada mañana comprobamos que la materia sigue existiendo.

La única explicación posible es que el universo es simétrico, pero en algunos aspectos es asimétrico en favor de la materia.

Durante décadas los científicos han buscado las pruebas de tal asimetría vigilando la conducta de los hadrones, pares de partículas de materia y antimateria producidos en las trituradoras de átomos en laboratorios.

La primera prueba sólida de asimetría se obtuvo cuando un recuento de las partículas llamadas kaones mostró que éstos decaían a un promedio diferente de los antikaones por un margen de aproximadamente uno a 500.

Ahora los científicos han dado con los mesones B, pares de un quark y un antiquark.

El mesón B tiene una masa 10 veces mayor que el kaón y es cinco veces mayor que el protón. Su existencia dura aproximadamente una billonésima de segundo y luego puede descomponerse en muchas combinaciones.

En una presentación conjunta en Japón y Estados Unidos, los representantes del SLAC y el KEK indicaron hoy que han encontrado una modalidad de descomposición en la cual, aproximadamente una de cada 10.000 veces, el mesón B deriva en dos mesones más pequeños que muestran una asimetría a favor de la materia.

“Sobre la base de nuestras medidas, calculamos que la probabilidad de que ocurra alguna asimetría es de 93%”, dijo Franco Bedeschi, portavoz del grupo investigador en Stanford.

Hirotaka Sugawara, director general del KEK, dijo que la incertidumbre en los estudios es grande. Pero lo que se ha logrado en las fábricas de mesones B ha sido sin precedentes.

(EFE).- Las partículas mesón B podrían explicar el fenómeno de la existencia de materia en el universo, a pesar del proceso en el cual materia y antimateria chocan y se contrarrestan.

Los científicos del Centro Stanford de Acelerador Lineal, en California (SLAC), el laboratorio Fermilab en Chicago y el Laboratorio Nacional de Física de Alta Energía (KEK) en Japón, hoy (martes 1) dieron a conocer sus descubrimientos sobre los mesones B.

Estas partículas presentarían una modalidad de descomposición (al toparse materia y antimateria) que muestra una asimetría a favor de la materia.

Según la teoría científica dominante, el universo surgió cuando una singularidad (punto matemático en el que desaparecen las características de nuestro universo espacial y temporal) eclosionó con energía, más allá del límite de nuestra imaginación y, en una fracción de una millonésima de un segundo después, esa energía comenzó a coagularse en partículas elementales.

Cada vez que la energía se convierte en masa lo hace en cantidades iguales de materia y antimateria; es decir, cada partícula de materia tiene una partícula opuesta de antimateria.

Los experimentos en laboratorios demostraron que cada vez que una partícula de materia se topa con una de antimateria, ambas se anulan en un torbellino de radiación.

De acuerdo con la teoría, nada debería existir, más que un vacío vibrante de radiación.
Pero cada mañana comprobamos que la materia sigue existiendo.

La única explicación posible es que el universo es simétrico, pero en algunos aspectos es asimétrico en favor de la materia.

Durante décadas los científicos han buscado las pruebas de tal asimetría vigilando la conducta de los hadrones, pares de partículas de materia y antimateria producidos en las trituradoras de átomos en laboratorios.

La primera prueba sólida de asimetría se obtuvo cuando un recuento de las partículas llamadas kaones mostró que éstos decaían a un promedio diferente de los antikaones por un margen de aproximadamente uno a 500.

Ahora los científicos han dado con los mesones B, pares de un quark y un antiquark.

El mesón B tiene una masa 10 veces mayor que el kaón y es cinco veces mayor que el protón. Su existencia dura aproximadamente una billonésima de segundo y luego puede descomponerse en muchas combinaciones.

En una presentación conjunta en Japón y Estados Unidos, los representantes del SLAC y el KEK indicaron hoy que han encontrado una modalidad de descomposición en la cual, aproximadamente una de cada 10.000 veces, el mesón B deriva en dos mesones más pequeños que muestran una asimetría a favor de la materia.

“Sobre la base de nuestras medidas, calculamos que la probabilidad de que ocurra alguna asimetría es de 93%”, dijo Franco Bedeschi, portavoz del grupo investigador en Stanford.

Hirotaka Sugawara, director general del KEK, dijo que la incertidumbre en los estudios es grande. Pero lo que se ha logrado en las fábricas de mesones B ha sido sin precedentes.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades