La quinta aceleración

El mundo se acerca a una nueva edad de oro

Para pasar de la crisis a un nuevo escenario hace falta un gran consenso económico y político: una política global inteligente que oriente la inversión y la innovación, que asegure el crecimiento de la rentabilidad y los empleos en todo el mundo, incluidas las grandes economías nacionales. Un esfuerzo nada fácil.

Contenido exclusivo para usuarios registrados.

Para continuar leyendo esta nota, Ud. debe ser suscriptor.

Suscríbase a Revista Mercado

Conocé todos nuestros planes.

Suscribirme ahora

Si Ud. ya es suscriptor, ingrese con su usuario y contraseña.