Nuevos paradigmas

Sobredosis de tevé

La famosa “caja boba” se transformó en un centro multimedia desde el que el usuario puede comprar entradas de cine, reproducir contenido no-lineal de señales premium y ponerse al día con los programas de chimentos de la tarde desde las aplicaciones de los canales de aire. En este contexto, Internet ya no aparece como el competidor de los cableoperadores.

22 octubre, 2014

Contenido exclusivo para usuarios registrados.

Para continuar leyendo esta nota, Ud. debe ser suscriptor.

Suscríbase a Revista Mercado

Conocé todos nuestros planes.

Suscribirme ahora

Si Ud. ya es suscriptor, ingrese con su usuario y contraseña.

Compartir: