Malas noticias sobre el PBI norteamericano afectan a mercados

La economía de Estados Unidos creció en enero-marzo al menor ritmo en dos años: 3,1% anual. Empresas y público fueron golpeados por el alza de crudos y combustibles. Así revela el departamento federal de Comercio. Mal efecto en Wall Street.

El aumento trimestral en el producto bruto interno (PBI) fue el más débil desde el 1,9% regitrado en enero-marzo de 2003. Por otra parte, resulta sorprendente la diferencia con el IV trimestre de 2004, que marcó 3,8% de ritmo anualizado.

Otro informe de Comercio detecta un alza de precios. Esto también afectó a Wall Street, pues –temen analistas y gurúes- se traducirá en otro ajuste en las tasas básicas. El comité monetario del Sistema de Reserva Federal se reúne el martes para examninar el asunto. Por ende, los pronosticadores bursátiles se dividen entre una mayoría “optimista” (espera 25 puntos básicos de aumento, o sea de 2,75 a 3% anual) y una pequeña minoría poesimista (50 puntos . esto es a 3,25%).

Los hombres sabios del bajo Manhattan esperaba que el ritmo anual del PBI no bajase de 3,6%. Impertérritos, ahora dicen que –de todas maneras- 3,1% es signo de “sólido crecimiento, muy por delante de la Eurozona o Japón”. Entretanto, las existencias acumuladas en las empresas pasaron de una proyección anual de US$ 47.000 millones en en el IV trimestre de 2004 a 80.200 millones en enero-marzo últimos: el mayor avance desde los 99.300 millones registrados en el segundo treimestre de 2002. Este indicador suele preludiar fases económicas contractivas, pues refleja descenso de ventas.

Mientras los crudos tejanos oscilaban alrededor de US$ 50,50 el barril, los principales paneles neoyorquinos cedían más de 1%. En el campo opuesto, las aprensiones sobre aumento de tasas referenciales beneficiaba al dólar: el euro estaba en sóloUS$ 1,285.

El aumento trimestral en el producto bruto interno (PBI) fue el más débil desde el 1,9% regitrado en enero-marzo de 2003. Por otra parte, resulta sorprendente la diferencia con el IV trimestre de 2004, que marcó 3,8% de ritmo anualizado.

Otro informe de Comercio detecta un alza de precios. Esto también afectó a Wall Street, pues –temen analistas y gurúes- se traducirá en otro ajuste en las tasas básicas. El comité monetario del Sistema de Reserva Federal se reúne el martes para examninar el asunto. Por ende, los pronosticadores bursátiles se dividen entre una mayoría “optimista” (espera 25 puntos básicos de aumento, o sea de 2,75 a 3% anual) y una pequeña minoría poesimista (50 puntos . esto es a 3,25%).

Los hombres sabios del bajo Manhattan esperaba que el ritmo anual del PBI no bajase de 3,6%. Impertérritos, ahora dicen que –de todas maneras- 3,1% es signo de “sólido crecimiento, muy por delante de la Eurozona o Japón”. Entretanto, las existencias acumuladas en las empresas pasaron de una proyección anual de US$ 47.000 millones en en el IV trimestre de 2004 a 80.200 millones en enero-marzo últimos: el mayor avance desde los 99.300 millones registrados en el segundo treimestre de 2002. Este indicador suele preludiar fases económicas contractivas, pues refleja descenso de ventas.

Mientras los crudos tejanos oscilaban alrededor de US$ 50,50 el barril, los principales paneles neoyorquinos cedían más de 1%. En el campo opuesto, las aprensiones sobre aumento de tasas referenciales beneficiaba al dólar: el euro estaba en sóloUS$ 1,285.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades