La ayuda humanitaria, un foco de tensión

 Las cajas con alimentos primero tienen que entrar en Venezuela, luego ser distribuidas.

La oposición venezolana y sus aliados internacionales están preparando el envío de ayuda humanitaria que trasladarán en vehículos militares al país caribeño. Nicolás Maduro afirma que se trata de una excusa para invadir el país. Existe el peligro de que se genere una confrontación en las fronteras con las tropas leales a Maduro.

 

Canadá prometió US$ 40 millones, Alemania, 5 millones de euros y Estados Unidos ya prometió US$ 20 millones. Mark Green, presidente de USAID, publicó en las redes sociales fotos de cajas de alimentos, con la imagen de la bandera de Estados Unidos, listas para ser cargadas. Confirmó así que Estados Unidos participa en el transporte de la asistencia.

 

Para Nicolás Maduro, la ayuda internacional es un simple pretexto para la intervención militar. Los aliados de la oposición, en cambio, contestan que están respondiendo al pedido del líder de la oposición, Juan Guaidó, quien es reconocido por muchos como el legítimo presidente interino de Venezuela.

 

Por su parte, Guaidó denunció que las fuerzas leales a Maduro planean secuestrar la ayuda alimentaria para luego distribuirla a través de los CLAP, o sea, el plan gubernamental de venta de alimentos subsidiados en zonas populares.

 

Por ahora, la ayuda está siendo acopiada en Colombia, Brasil y alguna isla del Caribe.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades