El gasto social retrocede respecto de los subsidios

En el segundo trimestre de 2014, el gasto público social creció la mitad que el primario, liderado por los subsidios a los servicios públicos. Retrocedió 6 puntos en la torta de la Administración Pública Nacional, según ASAP.

 

 

En el segundo trimestre de 2014, el gasto público social creció la mitad que el primario, liderado por los subsidios a los servicios públicos. Retrocedió 6 puntos en la torta de la Administración Pública Nacional, según ASAP.

 

 

El crecimiento del gasto público social ejecutado fue de $ 262.633.9 millones, que en términos corrientes -respecto al mismo período del año anterior- resultó la mitad (33 %) del experimentado por las restantes finalidades del gasto primario (66 %), lideradas por los subsidios a los servicios públicos, sostiene el informe sobre el gasto social de la Administración Pública Nacional para el segundo trimestre 2014, que elaboró la Asociación Argentina de Presupuesto y Administración Financiera Pública.

 

El nivel ejecutado alcanzó el 49.4 % del crédito vigente, compatible con el tiempo transcurrido, pero inferior a la sobre ejecución del resto de Gastos primarios (61 %) y al Gasto Público Total (52.8 %), agrega en el documento 12.

 

La relación GPS respecto al gasto de la APN cayó del 63 % de la APN al 56.8%, nivel no registrado en la última década.

 

El gasto público en subsidios a la energía y al transporte no se imputa como gasto social, no obstante tener dicho carácter.

 

Los programas de la función Seguridad Social, en la que se agrupan los programas de ANSES que habitualmente impulsan la ejecución hacia arriba, tuvieron un comportamiento neutro por el moderado desempeño del programa Prestaciones Previsionales.

 

En dicho contexto, sobresalieron por su ejecución las “Pensiones no Contributivas” (55 %) y su complemento, la “Atención médica a los Beneficiarios de Pensiones no Contributivas” con el 72 % del crédito vigente. Además, las “Asignaciones Familiares tradicionales” ejecutaron el 55 %.

 

Los programas de subsidios personales -apoyo primordial para la política social en curso – registraron una ejecución de $ 19.054 millones., equivalente al 48.8 % del crédito vigente, y levemente inferior al observado por el GPS (49.4 %).

 

Sus niveles de ejecución son heterogéneos y varían entre el 61 % correspondiente a “Familias para la Inclusión Social” y el 40 % del “Seguro de Desempleo”.

 

El programa “Asignación Universal por Hijo” (53.2 %) mejoró sustantivamente su ejecución respecto al trimestre anterior que se había visto afectado por el atraso de sus mensualidades para niños, adolescentes y embarazadas, que fueron actualizadas a partir de junio.

 

Por otra parte, sobresalieron por su dinamismo los programas del MDS: “Seguridad Alimentaria” e “Ingreso Social con Trabajo” con el 61 % y 62 % respectivamente de ejecución del crédito vigente, recuperando los atrasos importantes del año anterior. El programa “Progresar”, creado en enero del corriente año, ejecutó el 23 % al segundo trimestre.

 

Los beneficiarios de los programas de subsidios sociales llegaron aproximadamente a diez millones de personas, dentro de los cuales la AUH (incluyendo embarazadas) tiene la mayor representatividad (3.446.780); a los cuales deben adicionarse los subsidios en especie (ayudas alimentarias, libros, útiles, etc.).

 

El gasto de las “Actividades Centrales” de las instituciones incluidas dentro del GPS, alcanzaron los $ 6.062 millones, equivalente al 2.3 % del total del GPS y a un tercio de los subsidios personales. En cuanto a la magnitud, sobresalen las “Actividades Centrales” de ANSES, $ 3.764 millones con ejecución del 44 %; están orientadas en un 62 % al Otorgamiento y Gestión de Prestaciones y Servicios de la Seguridad Social, a la Administración y al Apoyo Logístico el 13%, a la Dirección Superior el 9.7 %, y el resto a Proyectos y a la Administración del Fondo de Sustentabilidad del SIPA. Las restantes Actividades Centrales que insumen mayor crédito (Presidencia de la Nación, MSAL, MDS), coinciden en registrar ejecuciones por encima del GPS, 66 %, 55 % y 55 %, respectivamente. Las del MDS fueron $ 671 millones y representaron el 13 % del gasto ministerial. Las actividades realizadas fueron: Planeamiento y Coordinación Administrativa y Legal (92.5 %), Conducción Superior 6.6 % y el resto a la Comunicación Social. Las “Acciones Centrales” del MSAL ($ 308 millones) representaron el 4.8% del gasto del Ministerio.

 

Los recursos fueron en su casi totalidad provenientes del Tesoro Nacional y estuvieron destinados preferentemente a las Actividades de Apoyo Administrativo (58 %) y a la Coordinación de la Política Sectorial (42 %).

 

En el MSAL, a la sobre ejecución de las “Actividades Centrales” y de la “Atención Médica a los Beneficiarios de las Pensiones No Contributivas” ya mencionadas, se agrega la “Asistencia Financiera a Agentes del Seguro de Salud” con una ejecución del 71 %, casi con un trimestre de gasto adelantado.

 

El programa “Prevención y control de enfermedades y riesgos específicos”, uno de los más importantes, se destacó por su alta ejecución financiera (62 %), recuperándose de un primer trimestre con considerables atrasos. Las metas físicas fueron óptimas en cuanto a la Distribución de Vacunas (PAI y otras). Se preveía para el año la aplicación de 31 millones de dosis y se aplicaron 22 millones al primer semestre, es decir el 71 % de la programación anual.

 

Por el contrario, los Planes de Inmunizaciones para menores de un año, registraron notables atrasos de un trimestre.

 

El programa “Atención de la Madre y el Niño” ejecutó sólo el 33 % del crédito. Las metas físicas estuvieron acordes. La entrega de leche, primordial para el programa estuvo atrasada: de 16 millones programados para el año, se distribuyeron 4.600.000, es decir el 29%.

 

La Asistencia con Medicamentos también tuvo atrasos, registrando sólo el cumplimiento del 21% de las metas anuales. Al primer trimestre no se había implementado la actividad.

 

En el MDS, los programas tuvieron una alta ejecución. Sobresalieron las “Acciones de Promoción y Protección Social” y “Seguridad Alimentaria”, con un nivel del 62 % y 61%, respectivamente. “Ingreso Social con Trabajo” también observó una ejecución superior al GPS (55 %).

 

Los programas dependientes al MPFIPS clasificados en la función Promoción y Asistencia Social, tuvieron heterogéneos resultados, pero sustantivamente mejores a los observados en anteriores trimestres. : “Formulación, Programación, Ejecución y Construcción de la Obra Pública” (51 %), superior al GPS y “Apoyo para el Desarrollo de la Infraestructura Urbana en Municipios” (42 %).

 

En MEDUC con las excepciones de “Infraestructura y Equipamiento” que ejecutó el 62 % del crédito vigente, los restantes programas de impacto social observaron niveles similares o inferiores al GPS. Ellos fueron: el “Fondo de Incentivo Docente” que registró una utilización del 45 % del crédito, “Gestión Educativa”, “Acciones Compensatorias en Educación”, el 41 % y 45 %, respectivamente. Este último programa había visto ampliado su crédito vigente en $ 235 millones.

 

La función Educación se vio afectada negativamente por las bajas utilizaciones del crédito de los programas dependientes del MPFIPS: “Más escuelas, mejor educación” y “Apoyo Desarrollo Infraestructura Universitaria” que sólo ejecutaron el 13 % y 25 %, respectivamente; continuando con los atrasos del año anterior. El programa “Conectar con Igualdad” (ANSES), utilizó el 43 % del crédito, ubicándose debajo del promedio del GPS, pero mejorando la performance de trimestres anteriores.

 

“Acciones de empleo” es el programa más importante del MTEySS. En el primer semestre gastó $ 942.4 millones con una ejecución del 47 % cercana al promedio del GPS, recuperando parcialmente el atraso del trimestre anterior. Las metas físicas fueron heterogéneas.

 

Así, en Empleo Transitorio, estaba previsto entregar 400.000 beneficios mensuales en el año, y se otorgaron 143.000, alcanzando el 36 % de la meta. En cuanto a los Incentivos para la Reinserción Laboral, de los programados 40.000 beneficios mensuales, se entregaron 11.000 beneficios.

 

Los programas destinados a la población de menores recursos dependientes del MPFIPS, y clasificados en Vivienda y Urbanismo tuvieron evolución heterogénea.

 

El Pro.Crear.Ar no presentó ejecución en el trimestre, en tanto, los programas “Desarrollo de la Infraestructura Habitacional TECHO DIGNO”, “Fortalecimiento Comunitario del Hábitat”, y “Acciones para el mejoramiento de la Infraestructura Básica” ejecutaron el presupuesto en una proporción superior al GPS.

 

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades