La molécula de la monogamia

Un experimento realizado por científicos de la Universidad de Zurich, Suiza, estudió el efecto de la hormona oxitocina en las discusiones de pareja. Concluyen que fomenta las relaciones sociales y el vínculo amoroso, ayuda a desarrollar comportamientos positivos en los conflictos, y facilita la comunicación en la pareja.

<br />
Parecer&iacute;a que esta hormona se relaciona con conductas sexuales, maternales, paternales y que tambi&eacute;n act&uacute;a como neurotransmisor en el cerebro. Es, pro ejemplo, liberada profusamente tras un parto, lo cual &ndash; interpretan ahora &ndash; es lo que da origen al fuerte lazo afectivo entre mam&aacute; y beb&eacute;. <br />
<br />
Tambi&eacute;n la relacionan con la afectividad, la ternura, el contacto y el orgasmo en ambos sexos. En realidad, se la viene estudiando desde hace a&ntilde;os y ya se la hab&iacute;a definido como la &quot;mol&eacute;cula de la monogamia&quot;. Interviene, tambi&eacute;n, en el establecimiento de relaciones sociales y de intimidad. <br />

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades