Pronto los paquetes bajarán del cielo

No solo Amazon sueña con usar drones para la entrega de sus paquetes. Google trabajó durante dos años en un programa experimental que utiliza diminutos drones, o aparatos voladores que son una cruza entre avión y helicóptero.

Por ahora Google llama al programa “Project Wing”, y en él trabajan varias decenas de personas, mejorando la tecnología y creando  una aplicación para entregas automatizada, según The Atlantic. Pero la compañía trabaja también  en otros tipos de robótica, especialmente autos que se manejan solos.

Según publica hoy The New York Times, a  la Federal Aviation Administration no le entusiasma el proyecto de entrega por clones. Hace algunos meses bloqueó un servicio de entrega aérea propuesto por una fábrica cervecera de Minnesota para transportar cerveza a pescadores  que no deseaban atracar para conseguirla.

Google – según un vocero de la compañía – ha solicitado permiso a las Fuerzas Armadas  permiso para una flota de pequeños helicópteros que no se construirán hasta por lo menos dentro de cinco años. En cuanto a cómo se manejaría la entrega propiamente dicha, Google dice que probó con el método de paracaídas y también el de dispararlos como misiles. Descartaron aterrizarlos porque la gente podría peligrar si se acerca demasiado a las hélices. Finalmente optaron por una especie de caña de pescar que baja la carga hasta los clientes a una altura de v150 pies por encima del suelo.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades