mRNA, una tecnología prometedora para el cáncer

El éxito de las nuevas vacunas que aparecieron en las pandemia podría trasladarse al tratamiento de otras enfermedades.

13 octubre, 2021

La pandemia de COVID-19 aplicó una presión sin precedentes a los desarrolladores de drogas. Por lo general, crear una vacuna eficaz y segura implica un proceso que lleva más de diez años hasta ser aprobada, pero el impacto global y la propagación de COVID 19 aceleró la producción de las primeras vacunas, que salieron al mundo menos de un año después del brote de la enfermedad.

Las primeras en ser aprobadas en gran parte del mundo occidental pertenecen a una nueva clase de vacunas basadas en tecnología RNA. Las vacunas Messenger RNA (,RNA) representan una prometedora alternativa a la fabricación convencional debido a su flexibilidad y rapidez de producción.

Las vacunas convencionales contienen una pequeña cantidad del virus desactivado o proteínas virales aisladas (antígenos). Cuando entran en el cuerpo humano, producen una respuesta inmune. Como el sistema inmunológico ha sido expuesto al patógeno, puede responder mucho más rápidamente si encuentra en el futuro un agente infeccioso.

Las vacunas mRNA se basan en principios parecidos, pero en lugar de proteínas virales, ellas contienen instrucciones para que los antígenos virales se generen dentro del cuerpo. . Eso provoca que las células del cuerpo creen el antígno, que también activo el sistema inmunológico.

El gran potencial de la terapia mRNA

Las vacunas mRNA usadas contra el coronavirus son probablemente el comienzo de la revolución mRNA también tienen la posibilidad de proteger contra otras enfermedades como le HIV, el cáncer o desórdenes genéticos.

Biontech, el laboratorio alemán que desarrolló junto a Pfizer la vacuna que dio la vuelta al mundo, siempre se interesó en crear vacunas personalizadas destinadas a atacar tumores cancerosos específicos, una idea que podría revolucionar el tratamiento del cáncer.. La compañía ya comenzó las pruebas para tratar el cáncer colorrectal, de mama, de piel y otros.

Hay ya varias compañías de biotecnología avanzando por ese camino. El laboratorio Moderna también está estudiando vacunas personalizadas para el cáncer usando mRNA. La esperanza es lograr una cura para las enfermedades que son causales de muerte mientras simultáneamente se introducen en el multimillonario mercado del cáncer.

 

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades