Masao Nakamura y las estrategias de DoCoMo

“La compañía tiene catorce años y diez en el negocio celular. Fue un período de gran crecimiento, pues se avanzó ampliando el mercado natural. O sea, achicando el tamaño de los dispositivos manuales. Pero hoy se precisa otra estrategia”.

15 septiembre, 2004

Así definió la estrategia básica de NTT DoCoMo su presidente ejecutivo, Masao Nakamura. No obstante, “el cambio real ocurrió hace unos cinco años- decía en una reciente exposición-, con el servicio i-mode. Esta innovación les permitió a los usuarios acceder a páginas web vía celular. Casi al mismo tiempo, las ofertas de las tres prestadoras japonesas eran similares, lo cual dio lugar a intensa competencia”.

Vistos por el cliente, “esos primeros diez años marcan una etapa donde los operadores manejaban el mercado. Pero ahora es distinto –advertía el CEO-, porque el usuario se ha tornado más exigente. Si el operador no responde como se espera, queda en posición incómoda”.

Otro factor clave ha sido la tarifa plana. Hasta su incepción, el sector se enfocaba en aumentar el tráfico en red. Pero la novedad significó un tope de precios, especialmente para usuarios intensivos. “Por supuesto, en el segmento i-mode sigue habiendo usuarios poco intensivos, por lo cual es importante promover la banda ancha entre ellos”.

DoCoMo, apunta el ejecutivo, “ha crecido enormemente en tamaño y tiene ya 20.000 empleados. Por cierto, el negocio de telefonía móvil ha tenido un grado de éxito sin comparación en la historia del país, pero, a esta altura, cabe preguntarse si nuestras actitudes mentales no son demasiado defensivas. Si es así, obstruirán el desarrollo de un nuevo modelo de negocios”.

En cuanto a la III generación (3G en Occidente, Foma en Japón), Nakamura cree que el mercado viene expandiéndose en forma sostenida hasta ahora. “En realidad, el paquete Foma cuesta ya un quinto o un sexto del servicio PDC y, en los últimos tiempos, ha mejorado en facilidad de uso”.

Nakamura trabajaba en DoCoMo con Hideyoshi Tsuda, hoy director ejecutivo de Vodafone Japan. Este pase ha generado versiones sobre el de más jerárquicos entre DoCoMo y la filial del grupo británico. Nakamura no tocó el tema y prefirió centrarse en otro tema: Norio Wada, presidente de Nippon Telephone & Telegraph (NTT, matriz de DoCoMo), tiene un proyecto para crear sinergias entre ambas compañías.

“Al presente, aumenta la necesidad de más sinergias entre telefonía fija y móvil”, admite el directivo. Pero “hasta la actualidad, los sistemas móviles no han avanzado gran cosa hacia la integración con las líneas fijas. Sin embargo, la 3G puede ser una base de partida, dada la mayor velocidad que ofrece a un eventual servicio mixto”.

Así definió la estrategia básica de NTT DoCoMo su presidente ejecutivo, Masao Nakamura. No obstante, “el cambio real ocurrió hace unos cinco años- decía en una reciente exposición-, con el servicio i-mode. Esta innovación les permitió a los usuarios acceder a páginas web vía celular. Casi al mismo tiempo, las ofertas de las tres prestadoras japonesas eran similares, lo cual dio lugar a intensa competencia”.

Vistos por el cliente, “esos primeros diez años marcan una etapa donde los operadores manejaban el mercado. Pero ahora es distinto –advertía el CEO-, porque el usuario se ha tornado más exigente. Si el operador no responde como se espera, queda en posición incómoda”.

Otro factor clave ha sido la tarifa plana. Hasta su incepción, el sector se enfocaba en aumentar el tráfico en red. Pero la novedad significó un tope de precios, especialmente para usuarios intensivos. “Por supuesto, en el segmento i-mode sigue habiendo usuarios poco intensivos, por lo cual es importante promover la banda ancha entre ellos”.

DoCoMo, apunta el ejecutivo, “ha crecido enormemente en tamaño y tiene ya 20.000 empleados. Por cierto, el negocio de telefonía móvil ha tenido un grado de éxito sin comparación en la historia del país, pero, a esta altura, cabe preguntarse si nuestras actitudes mentales no son demasiado defensivas. Si es así, obstruirán el desarrollo de un nuevo modelo de negocios”.

En cuanto a la III generación (3G en Occidente, Foma en Japón), Nakamura cree que el mercado viene expandiéndose en forma sostenida hasta ahora. “En realidad, el paquete Foma cuesta ya un quinto o un sexto del servicio PDC y, en los últimos tiempos, ha mejorado en facilidad de uso”.

Nakamura trabajaba en DoCoMo con Hideyoshi Tsuda, hoy director ejecutivo de Vodafone Japan. Este pase ha generado versiones sobre el de más jerárquicos entre DoCoMo y la filial del grupo británico. Nakamura no tocó el tema y prefirió centrarse en otro tema: Norio Wada, presidente de Nippon Telephone & Telegraph (NTT, matriz de DoCoMo), tiene un proyecto para crear sinergias entre ambas compañías.

“Al presente, aumenta la necesidad de más sinergias entre telefonía fija y móvil”, admite el directivo. Pero “hasta la actualidad, los sistemas móviles no han avanzado gran cosa hacia la integración con las líneas fijas. Sin embargo, la 3G puede ser una base de partida, dada la mayor velocidad que ofrece a un eventual servicio mixto”.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades