Cloud computing, ¿moda o realidad?

Su traducción sería “nube de computación” o “computación desde la nube” y hasta ahora ha traído más confusión que computación. Sin embargo, ya van apareciendo los elementos que la hacen viable. Hay gente a favor, gente en contra y mucha que no sabe de qué se trata ni para qué sirve en la vida real.

19 octubre, 2009

<p>Se trata de un nuevo t&eacute;rmino que ha ca&iacute;do bien en el esnobista mundo de la tecnolog&iacute;a de informaci&oacute;n. &iquest;A qu&eacute; llaman cloud computing? Seg&uacute;n la definici&oacute;n que aparece en el diccionario comunitario de la <em>Web,</em> Wikipedia, <em>cloud computing</em> es una met&aacute;fora de Internet y es una abstracci&oacute;n de la complejidad que encierra el lograr que todas las funciones de TI (Tecnolog&iacute;a de Informaci&oacute;n) lleguen a nuestras PC, <em>notebooks</em> o <em>smartphones</em> (tel&eacute;fonos inteligentes), con s&oacute;lo conectarnos a Internet. Las capacidades de TI llegan al usuario en forma de servicios, sin que dicho usuario necesite conocimientos, experiencia o control de la tecnolog&iacute;a que utiliza. <br />
<br />
Seg&uacute;n la definici&oacute;n de IEEE <em>(Institute of Electrical and Electronics Engineers)</em>, <em>cloud computing</em> es un paradigma donde la informaci&oacute;n est&aacute; permanentemente almacenada en servidores de Internet y &ldquo;bajada,&rdquo; mientras se usa, a PC, <em>notebooks</em> u otros dispositivos &ldquo;clientes&rdquo; con los que trabaje el usuario. Cualquier dispositivo conectivo a Internet podr&iacute;a operar con<em> cloud computing. </em><br />
Los ejemplos de uso de <em>cloud computing</em> son muchos e incluyen cosas como las aplicaciones actuales de productividad individual como procesadores de texto, planillas de c&aacute;lculo y tambi&eacute;n las aplicaciones corporativas como <em>softwares</em> de gesti&oacute;n, presupuesto, reportes empresariales y muchas otras. La tendencia consiste en que el <em>browser web</em> sea la v&iacute;a de acceso a todo lo que necesitamos para nuestro trabajo y los procesos de la empresa.<br />
<br />
Adem&aacute;s de servicios de software o <em>&ldquo;Software as a Service&rdquo; </em>(SaaS, un t&eacute;rmino del que escucharemos hablar mucho), se pueden brindar servicios que van desde el control del aire acondicionado de una casa, sus alarmas, riego y otros dispositivos, hasta el monitoreo de cualquier cosa que se pueda conectar a Internet.</p>
<p><strong>Ambivalencia, promotores y detractores</strong><br />
La posici&oacute;n de las empresas respecto al escenario de <em>cloud computing </em>es contradictoria. Por ejemplo, Microsoft acaba de presentar su plataforma &ldquo;Azure,&rdquo; que es un sistema operativo y un entorno de desarrollo en el que la computaci&oacute;n no son servidores f&iacute;sicos sino &ldquo;la nube&rdquo; o <em>cloud</em>. Sin embargo, en una reciente aparici&oacute;n p&uacute;blica, Steve Ballmer, CEO de Microsoft, desestim&oacute; la originalidad del concepto al decir: &ldquo;Cuando la gente habla de<em> cloud computing,</em> se refiere a tomar algo, ponerlo afuera del <em>firewall</em> y a lo mejor ponerlo en servidores o sistemas de <em>storage</em> compartidos&rdquo;.<br />
<br />
Otro importante referente del mercado de TI, Larry Ellison, CEO de Oracle, ironiz&oacute; en una de sus presentaciones p&uacute;blicas: &ldquo;La &uacute;nica industria m&aacute;s fashion que la de la moda femenina es la de la computaci&oacute;n. Yo parecer&eacute; un idiota pero no tengo idea de lo que est&aacute;n diciendo &iquest;Qu&eacute; es? Es algo completamente confuso. Es loco &iquest;Cu&aacute;ndo van a terminar con tanta idiotez?&rdquo;. Pero Oracle tambi&eacute;n ha entrado en el juego con propuestas de productos y tecnolog&iacute;a. Parece ser que se puede estar en la procesi&oacute;n y en el campanario al mismo tiempo.<br />
<br />
Yendo a los analistas del mercado o &ldquo;expertos,&rdquo; tenemos a David Smith, analista de Gartner. Smith opina que<em> &ldquo;cloud computing&rdquo; </em>es una reencarnaci&oacute;n de conceptos ya gastados, a los que los proveedores reeditan como a propiedades de sus nuevos productos para que eso les ayude a venderlos.<br />
<br />
No s&oacute;lo Ballmer o Ellison condenan a cloud computing (aunque tambi&eacute;n la apoyen). El gur&uacute; de<em> Free Software Foundation,</em> Richard Stallman, atac&oacute; al modelo con dureza, tomando a Google como ejemplo. Google ofrece sus aplicaciones GoogleAps y un entorno de desarrollo. &ldquo;Es una trampa para que la gente compre sistemas cerrados y propietarios que les costar&aacute;n cada vez m&aacute;s con el tiempo. Es estupidez. Es peor que la estupidez: es una campa&ntilde;a de marketing&rdquo;, declar&oacute;.<br />
<br />
Smith de Gartner cree que Ballmer y Ellison lapidan al nuevo concepto porque defienden sus plataformas contra modelos competitivos. Pero al mismo tiempo, cree que est&aacute;n reaccionando ante la confusi&oacute;n que causa el abuso del t&eacute;rmino <em>cloud computing.</em> &ldquo;Los &uacute;nicos que no est&aacute;n confundidos son los m&aacute;s miopes. Los que cuando simpatizan con algo, ven todo lo dem&aacute;s como equivocado. Tambi&eacute;n est&aacute;n los proveedores que confunden a la gente, posiblemente no a prop&oacute;sito, sino tratando de estar al d&iacute;a,&rdquo; coment&oacute; Smith.<br />
<br />
<strong>Nadie se quiere quedar afuera</strong><br />
<br />
La propia Dell, en un momento, intent&oacute; patentar el uso exclusivo del t&eacute;rmino porque ten&iacute;a una l&iacute;nea de servidores con el nombre<em> cloud computing. </em>El intento fracas&oacute; porque <em>cloud computing</em> fue considerado un t&eacute;rmino gen&eacute;rico que define a lo que, como dijimos antes, IEEE considera &ldquo;un paradigma&rdquo;.<br />
<br />
Otro ejemplo de incertidumbre para nosotros, los que tenemos que seleccionar o adquirir soluciones de tecnolog&iacute;a de informaci&oacute;n: a pocos d&iacute;as de sus urticantes declaraciones, Ballmer, CEO de Microsoft, asisti&oacute; a<em> Cloud Computing Expo </em>en Londres para anunciar una nueva plataforma de Microsoft: Windows Cloud, que soportar&aacute; aplicaciones<em> &ldquo;cloud-based&rdquo;</em>, tal como lo inform&oacute; IDG News Service en un parte del mes de octubre.<br />
<br />
Si existe una empresa que ha tenido &eacute;xito en Internet, &eacute;sa es Amazon.com. La firma, que vende desde libros hasta zapatillas, ahora present&oacute; su nuevo servicio &ldquo;cloud&rdquo; donde se pueden usar Windows Server y SQL Server a trav&eacute;s del servicio EC2 <em>(Elastic Compute Cloud).</em> El otro software que se utilizar&aacute; en los servicios de Amazon.com, ser&aacute;… el de Oracle!</p>
<p><strong>Separar el qu&eacute;, del c&oacute;mo</strong><br />
<br />
B&aacute;sicamente, existe confusi&oacute;n en el mercado respecto a los diferentes componentes de<em> cloud computing.</em> La principal confusi&oacute;n es la que no permite distinguir entre lo que ser&iacute;an las herramientas facilitantes y lo que ser&iacute;an los servicios que <em>cloud computing </em>puede entregar a los usuarios.<br />
<br />
Para Smith, de Gartner, lo m&aacute;s adecuado ser&iacute;a separar lo que es servicios, de lo que son tecnolog&iacute;as facilitadoras. &ldquo;Los usuarios deber&iacute;an olvidarse de las palabras de moda y preguntarse &iquest;Qu&eacute; necesito? Es lo mismo que aconsej&eacute; con cliente/servidor, <em>e-business </em>y SOA <em>(Service Oriented Architecture</em> o Arquitectura Orientada a Servicios). Siempre son cosas conocidas con un nombre de moda. <em>Cloud computing </em>entra en dos grandes ramas: <em>hardware</em> y <em>software</em>. Se puede comenzar a analizar el tema si uno entiende eso,&rdquo; concluye Smith.<br />
<br />
El correo electr&oacute;nico es posiblemente un buen ejemplo de lo que podemos considerar un predecesor de <em>cloud computing</em>. Ya lo utilizamos bas&aacute;ndonos en un proveedor, usando su almacenamiento de datos y haciendo cosas como escribir, leer y guardar, todo desde nuestro <em>browser</em>.<br />
<br />
Si bien reina confusi&oacute;n en el mercado, los grandes jugadores como IBM parecen tener una visi&oacute;n clara. El ejemplo de IBM muestra c&oacute;mo se puede distinguir entre el qu&eacute; y el c&oacute;mo. La compa&ntilde;&iacute;a acaba de habilitar su servicio Lotus Notes Hosted Messaging, un entorno de mensajer&iacute;a y colaboraci&oacute;n que podr&aacute; ser utilizado mediante un pago mensual por usuario. Al mismo tiempo, IBM ha creado centros de competencia para <em>cloud computing,</em> adem&aacute;s de herramientas para la administraci&oacute;n de eventuales entornos propios que otros proveedores de servicios o empresas puedan llegar a utilizar.<br />
<br />
&iquest;Podr&aacute; tener &eacute;xito la mezcla a la que por ahora llamamos <em>cloud computing</em>? Algunos encuentran la explicaci&oacute;n en el entorno econ&oacute;mico que sigue a la crisis global ya desatada. Seg&uacute;n Sean Poulley, VP de IBM a cargo de servicios de colaboraci&oacute;n <em>online</em>, en IBM esperan que la falta de cr&eacute;dito y dif&iacute;cil acceso al capital sean un problema para las empresas m&aacute;s peque&ntilde;as. &ldquo;Eso llevar&aacute; al uso de servicios en modo <em>utility</em> porque las empresas evitar&aacute;n el gasto de capital y se volcar&aacute;n a las suscripciones&rdquo;.<br />
Como siempre, el tiempo dir&aacute; qui&eacute;n acert&oacute;.</p>

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades