Cinco tendencias en aplicaciones móviles

El 2013 promete ser un año repleto de innovaciones vinculadas al diseño de aplicaciones para dispositivos móviles. Teniendo en cuenta que los usuarios requieren de gratificación instantánea, y que su capacidad de atención es, en promedio de entre 8 y 10 segundos, los desarrolladores deben ingeniárselas para lanzar productos más atractivo que los de la competencia.

Por  eso conviene prestar atención a las tendencias más importantes para los meses que vienen, que se aplican a las apps que corran sobre cualquier plataforma: 
Colores simples: Los tonos causan siempre la primera impresión en los usuarios. Lejos de utilizar el blanco o el negro, o colores estridentes, lo mejor es inclinarse por otros tales como verde, rojo o amarillo. Es importante destacar que lo ideal es
limitar la paleta a un par de colores, y jugar con sus tonalidades.  
Efecto 3D:  Con el desarrollo de videojuegos y televisores basados en contenidos tridimensionales, comienza a verse este efecto en las apps,  que brinda profundidad a las imágenes. A tal fin, hay que apelar al uso de sombras,  capas, degradados, texturas y transparencias. Aquí hay que tener en cuenta que no se debe distraer al lector con los efectos, que deben estar marcados sutilmente.
HTML5 Y CSS3:  Html5 definitivamente se ha posicionado como la herramienta que ofrece el código más legible, junto con  diseños que colaboran con la estructura de mark-up.  Por otra parte, con CSS3 se logra que el diseño se destaque por sí solo, gracias a las esquinas redondeadas, los botones animados y los fondos múltiples.
Diseñar para touch screen:  Con la proliferación de dispositivos sin teclado físico, lo mejor es pensar en apps para devices totalmente táctiles. De esta manera, la usabilidad tiene que ver con el cambio de lo abstracto a lo tangible.  Por eso, ya no tiene demasiado sentido realizar menús desplegables. Ahora hay que tener en cuenta que hay que reinventar los estilos de los diseños pensando en entornos touch. También hay que recordar que los usuarios pueden cambiar la orientación de visualización de vertical a horizontal y viceversa, por eso, el diseño debe ser flexible para adaptarse a cualquier reto.
Una sola página es mejor:  Como el 80% de los visitantes de una app no navegan  por otras secciones más allá de la home, la tendencia consiste en  ajustar todo el contenido en una página. El desafío, entonces, consiste en lograr el equilibrio justo para que la pantalla no quede saturada con contenido. 
Guillermo López, Telecom & Mobile Delivery Manager de GlobalLogic. 
Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades