Pinturas que calefaccionan y purifican el aire

La revolución de la alta tecnología le llegó también a las pinturas de paredes.

Son varios los proyectos que se están realizando en este momento en Europa para incorporar a las pinturas aditivos que regulan la temperatura y descomponen contaminantes.

Uno de los primeros, de nombre ENERPAINT, se desarrolla en la Universidad de Liverpool al mando del profesor Dmitri Schukin. Los científicos trabajan actualmente en una pintura termorreguladora que sea capaz de absorber o liberar calor en las paredes de ladrillo de un edificio. Si se consiguen esas características sería posible usar la pintura como aislamiento para aumentar la eficiencia energética de, por ejemplo las casas antiguas que son tan difíciles de calefaccionar. El efecto calórico se consigue con aditivos.

Un segundo proyecto, llamado AIRLITE, que trabaja con pinturas que incluyen nanopartículas para purificar el aire. Tendrán la posibilidad de reducir contaminantes, eliminar malos olores y repeler el polvo y la suciedad.

 

Según sus desarrolladores el uso de esta pintura en el exterior de los edificios también puede enfriar los espacios interiores durante el verano porque refleja el calor de la luz solar y alivia la presión calorífica sobre la vivienda. De esta forma, consigue reducir la energía que se destinaría al aire acondicionado y las emisiones de CO2 que generan estos aparatos. Según experimentos realizados en un túnel de Italia esta pintura redujo 20% los niveles del óxido de nitrógeno que liberan los vehículos a través de sus caños de escape.

 

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades