Pantallas calientes

La televisión por cable es, además de un negocio rentable, un fenómeno peculiar en la Argentina. Hoy, mientras se acomoda a la presencia de los inversores extranjeros, enfrenta a la televisión satelital y trata de reconquistar a sus clientes con la mirada puesta en la nueva batalla. El futuro quizá se llame convergencia.

17 noviembre, 2012

Contenido exclusivo para usuarios registrados.

Para continuar leyendo esta nota, Ud. debe ser suscriptor.

Suscríbase a Revista Mercado

Conocé todos nuestros planes.

Suscribirme ahora

Si Ud. ya es suscriptor, ingrese con su usuario y contraseña.