El compromiso debe partir de los niveles de decisión

Esta pandemia nos interpeló tanto desde el punto de vista del negocio como desde nuestro rol con la comunidad

23 agosto, 2020

Por: Constanza Gorleri (*)

Como actores sociales relevantes, priorizamos y redistribuimos esfuerzos para estar cerca de aquellos que más nos necesitan.

Desde la gerencia de Sustentabilidad, trabajamos en forma articulada con el sector público y el tercer sector logrando potenciar y fortalecer las estrategias de sustentabilidad en benefi­cio de toda la comunidad y así hacerle frente a esta pandemia.

Una de las características del escenario actual es la reflexión que todos realizamos en torno a la necesidad de un mayor cuidado de la sociedad y el ambiente. En este sentido, las empresas en general tenemos el desafío de profundizar nuestras acciones para lograr el desarrollo económico, social y ambiental.

Vemos una oportunidad en las empresas de triple impacto, un movimiento que lleva varios años de desarrollo y hoy se ve potenciado por el contexto actual y la mirada activa de los consumidores. Por esta razón, desarrollamos una línea especial de crédito para este tipo de empresas y aquellas certifi­cadas como Empresas B. Esta línea, en conjunto con Sistema B y Resilencia SGR, la creamos para aquellas compañías que buscan priorizar el bienestar de las personas, de las sociedades y de la naturaleza.

Nuestro objetivo es el de contribuir a la construcción de una sociedad más justa, equitativa y atenta al cuidado ambiental. Al mismo tiempo con esta línea buscamos favorecer el circuito virtuoso de la inversión y crecimiento de empresas con impacto.

En el corto plazo continuaremos, en articulación con el sector público y el tercer sector, trabajando para mitigar las consecuencias del Covid–19. Desde los comienzos de esta pandemia readecuamos nuestra estrategia en salud y, por medio de nuestro programa de Mejoras en Hospitales y Centros de Salud, destinamos más de $75 millones a equipar instituciones médicas de todo el país.

Además, en alianza con Fundación Trauma, estamos otorgando 1.000 becas para capacitación virtual destinada a personal de la salud para que puedan desempeñarse como asistentes de médicos terapistas. En el mediano plazo lanzaremos una nueva versión de nuestra plataforma de Educación Financiera para acompañar a las personas en el aprendizaje y manejo de herramientas financieras por medios electrónicos.

Acompañarlos en este proceso, no solo mejora la vida de las personas, sino que es parte de la inclusión social. En el largo plazo continuaremos trabajando en políticas de inclusión y diversidad y en torno a nuestros ejes de inversión social: Educación, Salud y Promoción Laboral. Además de continuar realizando acciones para mitigar el impacto ambiental.

La agenda y las posibilidades

Todos los años publicamos nuestro Informe Integrado, una herramienta que crea valor a largo plazo al dar cuenta del desempeño económico, social y ambiental de Grupo Galicia. Identifi­car los temas claves de forma integrada permite gestionar y reportar de manera que estos potencien el rol social en el mercado fi­nanciero para contribuir al crecimiento del sector productivo y el desarrollo sustentable del país.

Diversidad y cuidado del ambiente podrían ser los dos grandes temas de agenda. En este sentido, el año pasado nos convertimos en uno de los signatarios fundadores de los Principios de Banca Responsable impulsados por la UNEP FI, comprometiéndonos a alinear estratégicamente el negocio con los ODS y el Acuerdo de París sobre Cambio Climático.

En Argentina, fuimos propulsores del Protocolo de Finanzas Sostenibles, suscripto por 18 entidades que operan en el país. Impulsando así el financiamiento sostenible. En cuanto a diversidad participamos de la Cumbre Anual de la Alianza Financiera para las Mujeres cuyo objetivo es destacar la importancia del papel económico que juegan las mujeres.

Todas las empresas, sin importar el tamaño que tengan, pueden avanzar hacia una gestión sustentable. El paso fundamental es que asuman el compromiso de esa gestión desde los niveles más altos de decisión y, así, sean compartidos y ejecutados por toda la organización. Luego realizar un autodiagnóstico y comenzar a desarrollar acciones sustentables que estén íntimamente relacionadas con el core del negocio.

Sin embargo, el accionar de las empresas es solamente un primer paso, aunque muy importante. Pero para poder maximizar y desarrollar acciones con mayor alcance la triple articulación con el sector público y el tercer sector es fundamental. Esto es una relación en donde todos ganan y en la cual cada uno de los actores aporta lo mejor de sí para lograr el desarrollo social general.

(*) Gerenta de Sustentabilidad

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades