El Nasdaq subió y el Dow Jones cayó

Las acciones tecnológicas ganaron 2l,87, tras las previsiones de crecimiento de Intel, que impulsaron a otras empresas del sector. Mañana se publicarán los resultados del desempleo en EE.UU.

2 noviembre, 2000

(EFE).- La demanda de acciones de empresas tecnológicas, tras las buenas previsiones de Intel, impulsó hoy al Nasdaq, pero sin conseguir compensar las ventas de otros sectores en el Dow Jones que cerró con un ligero retroceso.

El promedio industrial Dow Jones, que mide la variación de 30 grande empresas, terminó perdió 18,96 puntos (0,17%), hasta los 10.880,51.

Por su parte, el mercado electrónico Nasdaq, en el que cotizan la mayor parte de las empresas de nuevas tecnologías, computación e Internet, ganó 95,63 puntos (2,87), para cerrar en los 3.429,02.

El S&P500, que incluye 500 empresas de tamaño medio, subió 7,10 puntos (0,5%), para terminar en los 1.428,32, mientras el Nyse, que tiene en cuenta los valores tradicionales, perdió 1,27 puntos (0,19%), hasta los 663,23.

El volumen de negocio fue de 1.148 millones de acciones. Entre los títulos que cambiaron de manos, 1.766 subieron, 1.111 bajaron y 436 se mantuvieron estables.

Los títulos del Tesoro a 30 años sufrieron una escasa variación y el rendimiento, que se mueve a la inversa del valor, subió a 5,79%, frente a 5,78% del miércoles pasado.

Las previsiones de crecimiento de Intel, el mayor fabricante de semiconductores del mundo, devolvieron algo de optimismo al mercado tecnológico del Nasdaq, que en octubre pasado perdió 8,3% después de que otras dos empresas del sector, Lucent Technologies y Nortel Networks, informaron que no cumplirían las expectativas de ventas y ganancias.

Las acciones de Intel –que bajaron en septiembre después de anunciar ventas en el tercer trimestre inferiores a las previstas por la debilidad de la demanda en Europa– subieron hoy 4,04%, e impulsó a otras del sector informático, como Lucent, que ganó 5,74%.

La suba venía también animada por un informe de la asociación de empresas de semiconductores, que prevé las ventas de esta industria subirán este año 37% respecto a 1999, hasta los US$ 205.000 millones, y que en el 2003 llegarán a US$ 319.000 millones.

En el Dow Jones, la suba de las tecnológicas no fue suficiente para borrar las pérdidas de empresas de otros sectores, como la petrolera Exxon Mobil, cuyas acciones bajaron 4,21%, y la automovilística General Motors, que perdió 3,05%.

Según los analistas, los inversores que en sesiones anteriores se desprendieron de valores tecnológicos volvieron hoy al Nasdaq.

El mercado pareció ignorar los nuevos datos sobre productividad de los trabajadores en los Estados Unidos, que aumentó a un ritmo de 3,8% en el tercer trimestre, frente a 6,1% de los tres meses anteriores.

La mayoría de los analistas esperaba una desaceleración mayor y calculaba la cifra en 3,2% entre julio y septiembre pasados.

Por otra parte, el costo de la unidad laboral –uno de los datos más importantes para prever si sube la inflación– aumentó a una tasa anual de 2,5% después de bajar 0,2% en el trimestre anterior, mientras las compensaciones laborales por horas subieron a una tasa anual de 6,4% (la mayor desde el primer trimestre de 1992).

Los inversores están pendientes ahora de conocer los datos sobre desempleo en los Estados Unidos correspondientes a octubre que serán divulgados mañana antes de abrir el mercado.

En el mercado de divisas, el dólar subió frente al euro, con un cambio de 1,1629 euros, frente a los 1,1610 de la víspera, pero bajó respecto al yen, con un precio de 108,10 yenes, frente a los 108,18 del miércoles pasado.

(EFE).- La demanda de acciones de empresas tecnológicas, tras las buenas previsiones de Intel, impulsó hoy al Nasdaq, pero sin conseguir compensar las ventas de otros sectores en el Dow Jones que cerró con un ligero retroceso.

El promedio industrial Dow Jones, que mide la variación de 30 grande empresas, terminó perdió 18,96 puntos (0,17%), hasta los 10.880,51.

Por su parte, el mercado electrónico Nasdaq, en el que cotizan la mayor parte de las empresas de nuevas tecnologías, computación e Internet, ganó 95,63 puntos (2,87), para cerrar en los 3.429,02.

El S&P500, que incluye 500 empresas de tamaño medio, subió 7,10 puntos (0,5%), para terminar en los 1.428,32, mientras el Nyse, que tiene en cuenta los valores tradicionales, perdió 1,27 puntos (0,19%), hasta los 663,23.

El volumen de negocio fue de 1.148 millones de acciones. Entre los títulos que cambiaron de manos, 1.766 subieron, 1.111 bajaron y 436 se mantuvieron estables.

Los títulos del Tesoro a 30 años sufrieron una escasa variación y el rendimiento, que se mueve a la inversa del valor, subió a 5,79%, frente a 5,78% del miércoles pasado.

Las previsiones de crecimiento de Intel, el mayor fabricante de semiconductores del mundo, devolvieron algo de optimismo al mercado tecnológico del Nasdaq, que en octubre pasado perdió 8,3% después de que otras dos empresas del sector, Lucent Technologies y Nortel Networks, informaron que no cumplirían las expectativas de ventas y ganancias.

Las acciones de Intel –que bajaron en septiembre después de anunciar ventas en el tercer trimestre inferiores a las previstas por la debilidad de la demanda en Europa– subieron hoy 4,04%, e impulsó a otras del sector informático, como Lucent, que ganó 5,74%.

La suba venía también animada por un informe de la asociación de empresas de semiconductores, que prevé las ventas de esta industria subirán este año 37% respecto a 1999, hasta los US$ 205.000 millones, y que en el 2003 llegarán a US$ 319.000 millones.

En el Dow Jones, la suba de las tecnológicas no fue suficiente para borrar las pérdidas de empresas de otros sectores, como la petrolera Exxon Mobil, cuyas acciones bajaron 4,21%, y la automovilística General Motors, que perdió 3,05%.

Según los analistas, los inversores que en sesiones anteriores se desprendieron de valores tecnológicos volvieron hoy al Nasdaq.

El mercado pareció ignorar los nuevos datos sobre productividad de los trabajadores en los Estados Unidos, que aumentó a un ritmo de 3,8% en el tercer trimestre, frente a 6,1% de los tres meses anteriores.

La mayoría de los analistas esperaba una desaceleración mayor y calculaba la cifra en 3,2% entre julio y septiembre pasados.

Por otra parte, el costo de la unidad laboral –uno de los datos más importantes para prever si sube la inflación– aumentó a una tasa anual de 2,5% después de bajar 0,2% en el trimestre anterior, mientras las compensaciones laborales por horas subieron a una tasa anual de 6,4% (la mayor desde el primer trimestre de 1992).

Los inversores están pendientes ahora de conocer los datos sobre desempleo en los Estados Unidos correspondientes a octubre que serán divulgados mañana antes de abrir el mercado.

En el mercado de divisas, el dólar subió frente al euro, con un cambio de 1,1629 euros, frente a los 1,1610 de la víspera, pero bajó respecto al yen, con un precio de 108,10 yenes, frente a los 108,18 del miércoles pasado.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades