El Nasdaq subió y el Dow Jones bajó

El promedio de acciones tradicionales bajó 0,69%, mientras los títulos de empresas tecnológicas aumentaron 1,97%. Nuevos datos de la economía de EE.UU. animaron las expectativas de los inversores.

(EFE).- Las bolsas de Nueva York cerraron hoy (lunes 30) con tendencias opuestas y, aunque el Nasdaq consolidó las ganancias que mostraba en la apertura, el Dow Jones invirtió la tendencia y terminó la sesión con pérdidas.

El promedio industrial Dow Jones, que mide la variación de las acciones de más de 30 grandes empresas, bajó 75,08 puntos (0,69%) y terminó la jornada en 10.734,97.

El mercado electrónico Nasdaq, en el que cotizan las empresas de informática, nuevas tecnologías e Internet, subió 40,80 puntos (1,97%), hasta los 2.116,48.

Los otros indicadores también cerraron con retroceso, pese a haber comenzado la sesión con alzas: el S&P500, que tiene en cuenta 500 empresas de tamaño medio, bajó 3,57 puntos (0,28%), hasta los 1.249,48; y el New York Stock Exchange (Nyse), que incluye los valores tradicionales, perdió 2,81 puntos (0,44%) hasta los 643,83.

El volumen de negocios fue de 1.224 millones de acciones. Entre las empresas cuyas acciones cambiaron de manos, 1.711 subieron, 1.349 bajaron y 211 se mantuvieron estables.

Los bonos del Tesoro a 30 años subieron de precio y el rendimiento, que se mueve a la inversa del valor, bajó a 5,78%.

En el mercado de divisas, el dólar subió frente a la divisa europea, con un cambio de 1,1269 euros, y bajó frente a la japonesa, que estaba en 123,63 yenes por dólar.

La bolsa abrió con la noticia de que el gasto de los consumidores y los ingresos personales subieron en marzo, lo que los expertos interpretaron como una señal más de que el crecimiento económico de Estados Unidos ha perdido fuerza, pero evoluciona mejor de lo que se creía.

El gasto subió 0,3% y los ingresos personales 0,5%, mientras que los analistas habían previsto un alza de 0,2 y de 0,5%, respectivamente.

Las cifras se suman al anuncio del viernes de una tasa de crecimiento del Producto Bruto Interno (PBI) de Estados Unidos en el primer trimestre de 2%, muy por encima de las previsiones.

Todos esos datos han devuelto el optimismo a los inversores y alentaron durante buena parte de la sesión la demanda de acciones en la bolsa.

La demanda de empresas tecnológicas se mantuvo hasta el final de la sesión bursátil, pero en otros sectores, como el financiero, comenzó una corriente vendedora influida por varios factores, entre ellos una toma de ganancias de algunos inversores que aprovechaban la suba de días anteriores.

Los operadores parecían, además, adelantarse a los datos que divulgará el martes la National Association of Purchasing Management (NAPM) sobre la actividad industrial.

El índice del NAPM para abril será anunciado después de la apertura y se espera que sea de 43,3, un cifra algo superior a la de marzo pero inferior, en cualquier caso, a los 50, lo que sería indicio de contracción.

La evolución negativa también respondía a comentarios de algunos analistas que estimaban positivo el incremento del gasto de los consumidores, pero sin que ello signifique que sea suficiente.

Por otra parte, algunas empresas se vieron afectadas por informaciones sobre posibles irregularidades contables.

Respecto de acciones concretas, las de Phillips Petroleum bajaron 0,67%, pese a informar que durante el primer trimestre obtuvo ganancias algo mejores de las que habían previsto los analistas por el alto precio del crudo.

Tyson Foods bajó en un porcentaje casi similar, después de sufrir en el primer trimestre pérdidas relacionadas con la adquisición de IBP y el mal tiempo.

(EFE).- Las bolsas de Nueva York cerraron hoy (lunes 30) con tendencias opuestas y, aunque el Nasdaq consolidó las ganancias que mostraba en la apertura, el Dow Jones invirtió la tendencia y terminó la sesión con pérdidas.

El promedio industrial Dow Jones, que mide la variación de las acciones de más de 30 grandes empresas, bajó 75,08 puntos (0,69%) y terminó la jornada en 10.734,97.

El mercado electrónico Nasdaq, en el que cotizan las empresas de informática, nuevas tecnologías e Internet, subió 40,80 puntos (1,97%), hasta los 2.116,48.

Los otros indicadores también cerraron con retroceso, pese a haber comenzado la sesión con alzas: el S&P500, que tiene en cuenta 500 empresas de tamaño medio, bajó 3,57 puntos (0,28%), hasta los 1.249,48; y el New York Stock Exchange (Nyse), que incluye los valores tradicionales, perdió 2,81 puntos (0,44%) hasta los 643,83.

El volumen de negocios fue de 1.224 millones de acciones. Entre las empresas cuyas acciones cambiaron de manos, 1.711 subieron, 1.349 bajaron y 211 se mantuvieron estables.

Los bonos del Tesoro a 30 años subieron de precio y el rendimiento, que se mueve a la inversa del valor, bajó a 5,78%.

En el mercado de divisas, el dólar subió frente a la divisa europea, con un cambio de 1,1269 euros, y bajó frente a la japonesa, que estaba en 123,63 yenes por dólar.

La bolsa abrió con la noticia de que el gasto de los consumidores y los ingresos personales subieron en marzo, lo que los expertos interpretaron como una señal más de que el crecimiento económico de Estados Unidos ha perdido fuerza, pero evoluciona mejor de lo que se creía.

El gasto subió 0,3% y los ingresos personales 0,5%, mientras que los analistas habían previsto un alza de 0,2 y de 0,5%, respectivamente.

Las cifras se suman al anuncio del viernes de una tasa de crecimiento del Producto Bruto Interno (PBI) de Estados Unidos en el primer trimestre de 2%, muy por encima de las previsiones.

Todos esos datos han devuelto el optimismo a los inversores y alentaron durante buena parte de la sesión la demanda de acciones en la bolsa.

La demanda de empresas tecnológicas se mantuvo hasta el final de la sesión bursátil, pero en otros sectores, como el financiero, comenzó una corriente vendedora influida por varios factores, entre ellos una toma de ganancias de algunos inversores que aprovechaban la suba de días anteriores.

Los operadores parecían, además, adelantarse a los datos que divulgará el martes la National Association of Purchasing Management (NAPM) sobre la actividad industrial.

El índice del NAPM para abril será anunciado después de la apertura y se espera que sea de 43,3, un cifra algo superior a la de marzo pero inferior, en cualquier caso, a los 50, lo que sería indicio de contracción.

La evolución negativa también respondía a comentarios de algunos analistas que estimaban positivo el incremento del gasto de los consumidores, pero sin que ello signifique que sea suficiente.

Por otra parte, algunas empresas se vieron afectadas por informaciones sobre posibles irregularidades contables.

Respecto de acciones concretas, las de Phillips Petroleum bajaron 0,67%, pese a informar que durante el primer trimestre obtuvo ganancias algo mejores de las que habían previsto los analistas por el alto precio del crudo.

Tyson Foods bajó en un porcentaje casi similar, después de sufrir en el primer trimestre pérdidas relacionadas con la adquisición de IBP y el mal tiempo.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades