Reinventar la educación para el futuro próximo

La velocidad del cambio tecnológico ha creado una nueva realidad

24 noviembre, 2019

¿Dedicar tres o cuatro años para aprender una sola disciplina? ¿Obtener un título que habilita para operar en una sola área? Ya no más. Las carreras deberán ser como un castillo de Lego, donde el estudiante elige cuáles ladrillos usar.

Es imposible ignorar el impacto que los cambios tienen en la economía y en la fuerza laboral . Habrá que acostumbrarse a la idea de aprender y refrescar permanentemente nuestras habilidades para mantener relevancia.

Los empleos del futuro van a necesitar un conjunto de habilidades en muchas áreas. Pero el modelo educativo actual nos exige estudiar la misma disciplina durante por lo menos tres años. Como las habilidades actuales van a cambiar varias veces durante el transcurso de nuestras carreras, los títulos de educación superior comienzan a adaptarse para brindar certificaciones flexibles.

En ese futuro, en lugar de graduarnos con un solo título en una universidad, podremos personalizar el título a partir de muchos programas online o residenciales. Se van a imponer los módulos pequeños de educación y las experiencias de aprendizaje serán flexibles. Algo así como construir un castillo con piezas de Lego en lugar de uno de plástico ya hecho: uno elige los ladrillos que necesita para construir la base más sólida para la carrera.

En lugar de graduarnos de una sola disciplina en una universidad, diseñaremos nuestro propio título personalizado. La educación modular permitirá a los estudiantes personalizar sus perspectivas laborales. En lugar de pasar cuatro años persiguiendo el mismo título que miles de otros estudiantes, podrán crear un título acorde con sus fortalezas y que los diferencie de la competencia. Podrán combinar humanidades con habilidades técnicas. Ese método les permitirá sintetizar su propia educación con el baúl de herramientas necesarias para las carreras del futuro.

 

Cambia la naturaleza del trabajo

 

Esta flexibilidad en la educación refleja la naturaleza cambiante del futuro del trabajo. Los campos más exponenciales suelen estar en la intersección de dos profesiones aparentemente no relacionadas. Por ejemplo, la ciencia de datos es uno de los campos de mayor crecimiento, pero un científico de datos también necesita una sólida base en  la industria en que trabaje: energía renovable, política o servicios financieros. Esto requiere un conjunto de habilidades difícil de enseñar con la educación tradicional.

Para asegurarse un buen empleo un trabajador del futuro necesitará por lo menos dos títulos diferentes. Un estudiante que sepa hacia dónde quiere ir, podría tomar cursos de dos vertientes diferentes. Por ejemplo, creando una carrera que una la ciencia de datos en una universidad y biotecnología en otra.

Los cursos online serán los nuevos vehículos para armar esos títulos modulares. Son cursos diseñados para ser enseñados a distancia, con admisión abierta y generalizada y capaces de llegar a miles o cientos de miles de estudiantes.

Las investigaciones muestran que el aprendizaje online suele tener resultados similares o mejores que el entorno tradicional de la clase por su flexibilidad, ritmo personalizado y devolución instantánea.

No haría falta siquiera completar toda la carrera en una universidad. Podría haber una red global que permita a los estudiantes crear sus propias carreras. Esto ya está comenzando a ocurrir porque los proveedores de cursos online y sus socios institucionales ofrecen más programas y más títulos que son valiosos como certificados independientes y que significan créditos para ser aceptados en universidades que participan del programa.

Las universidades continuarán compartiendo contenidos de sus carreras y, en el futuro, los estudiantes acumularán credenciales de módulos realizados en muchas universidades para formar títulos y certificaciones más poderosas.

Este procedimiento puede también aplicarse a las habilidades de una carrera sola. Una vez que el egresado ya está en la fuerza laboral, el seguir aprendiendo y compartiendo conocimientos será una experiencia en permanente actividad.

La posibilidad de sumar habilidades será todavía más necesaria en el futuro, cuando la tecnología en constante transformación obligará a los trabajadores a reformularse en forma permanente. Por lo tanto, los trabajadores deberán aprender y refrescar siempre sus habilidades para mantener su relevancia.

Eso será bueno también para las instituciones de educación superior. Una plataforma universitaria u online tendrá la opción de especializarse en determinadas materias y ofrecer los componentes de educación en los que los instructores se destacan. Además, las experiencias para los que viven en el campus también mejoran porque podrán aumentar su educación vivencial con contenido especializado de módulos online de otras instituciones.

 

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades