Publicidad tradicional, ¿necesita reinventarse?

Publicidad tradicional, ¿necesita reinventarse?

32% de los consumidores consideran que los anuncios son “excesivos”. Con el auge de las redes sociales los consumidores se han apropiado del contenido publicitario.

Ninguna actividad ha sabido adaptarse mejor a lo largo de los años que la publicidad. Su origen se remonta a los grandes murales que hablaban de política y de gladiadores. Posteriormente evolucionó en la Edad Media con los pregoneros que anunciaban al pueblo las órdenes pautadas por el rey. Sí, eso también era publicidad.

Con el desarrollo de las tecnologías el sector ha crecido exponencialmente en los últimos años logrando ampliar su impacto a todos los rincones del mundo. Sin embargo, hoy en día, los anunciantes se enfrentan a una gran amenaza: El monopolio digital de los gigantes de esta esfera.

Paralelamente, las marcas han tenido que hacer frente a otra realidad: los consumidores se oponen de inmediato ante la mínima señal de contenido publicitario. Así lo confirman el 32% de las personas que consideran “excesivos” los anuncios que reciben, para el 31% resultan “molestos” y un 27% adicional los considera “intrusivos” (1). Con estas cifras como antecedente, cada vez cuesta más justificar la rentabilidad de las campañas publicitarias.

Al respecto Sergio San Martín, Country Manager en Chile, Argentina y Perú de Tiendeo, empresa especialista en soluciones digitales para el sector retail precisa:

“A pesar de que el sector de la publicidad a menudo es juzgada, es y seguirá siendo primordial para las marcas, ya que gracias a ella logran capitalizar su imagen y fidelizar a sus clientes. Para que realmente funcione, no tiene que ser invasiva y estar enfocada estrictamente en los intereses del consumidor para sí crear un vínculo emocional.”

El nuevo código de los anuncios

Están surgiendo nuevas formas de publicidad y plataformas que logran mejores resultados a través de campañas de marketing digital que permiten llegar a una audiencia más amplia. Entre ellos encontramos al Marketing de Influencers que actualmente es parte fundamental en las estrategias de las marcas.

De acuerdo con Influencer Marketing Hub, el 63% de las empresas tiene la intención de aumentar su presupuesto para el Influencer Marketing el próximo año. A pesar del enorme riesgo que supone poner la imagen de una marca en manos de voceros externos a la empresa, este tipo de colaboraciones permite a las marcas vincular sus productos o servicios con una audiencia específica que gracias a su peculiar forma de interactuar generan una mayor confianza y empatía.

Otro ejemplo es TikTok, que con su llegada las marcas se esforzaron por entender los nuevos códigos de esta plataforma para conectar con sus usuarios y demostrar que conocen el lenguaje del momento. Así, se sumergieron en la creación de anuncios más sutiles, que rompen con el modelo tradicional para atraer a una nueva audiencia que ha aprendido a esquivar la publicidad.

 

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades