Financiar la innovación

El “Crowdfunding” es la última tendencia en el mundo IT: miles de desconocidos invierten en emprendimientos que los apasionan para crear el mundo del mañana.

18 septiembre, 2012

<p>Cada vez es m&aacute;s com&uacute;n. Un proyecto cualquiera se postula en Kickstarter, uno de los sitios de crowdfunding (o &ldquo;financiamiento colectivo&rdquo;) y consigue que cientos &ndash;y a veces miles- de desconocidos financien su aventura. De repente alguien pasa de ser un simple aspirante a ser un emprendedor, nada m&aacute;s ni nada menos.</p>
<p>Eso es lo que sucedi&oacute; con Jay Silver, creador de MaKey MaKey, que convierte objetos en controles de computadora. Silver enlist&oacute; su proyecto en Kickstarter con la idea de conseguir US$ 25.000. Termin&oacute; haci&eacute;ndose con US$ 568.106 que lograron disparar su negocio. La posibilidad de acceder a inversionistas entusiasmados con la idea hizo que los tiempos se acorten.</p>
<p>Kickstarter no es el &uacute;nico sitio de este estilo. Indiegogo o GoFundMe tambi&eacute;n permiten que las personas donen su dinero en proyectos de IT pero tambi&eacute;n culturales, invirtiendo en pel&iacute;culas o investigaciones period&iacute;sticas. Muchas veces se les promete algo a cambio, como una remera o la entrada a una pel&iacute;cula. En el caso de Silver prometi&oacute; a los donantes de m&aacute;s de US$ 35 &ldquo;kits&rdquo; para crear sus propios controlares. Termin&oacute; recibiendo 11.124 donaciones.</p>
<p>De esta manera el financiamiento colectivo ayuda a disparar proyectos que, de otra manera, se encontrar&iacute;an con barreras econ&oacute;micas fuertes. Es un campo f&eacute;rtil para los emprendedores de proyectos con mercados acotados. Se trata, en general, de fans del campo en el que invierten que ayudan, mediante una peque&ntilde;a donaci&oacute;n, a crear compa&ntilde;&iacute;as ambiciosas. A veces los proyectos que m&aacute;s atenci&oacute;n reciben en los sitios de Crowdfunding terminan siendo objeto de inversiones m&aacute;s serias.</p>
<p>&ldquo;Si existe una buena idea, ya no hay limitaciones para conseguir que se difunda&rdquo;, explica Silver. El financiamiento colectivo funciona mejor en los lugares en donde el modelos tradicional de inversiones, no. Algunos dise&ntilde;adores de videojuegos, por ejemplo, se han inclinado por esta opci&oacute;n para no tener que pasar por las grandes empresas. Claramente no se trata de proyectos multimillonarios sino de menor escala que necesitan una patadita para comenzar a funcionar. Algunas de estas peque&ntilde;as innovaciones, sin embargo, podr&iacute;an ser importantes de cara al futuro.</p>
<p>Pronto, inclusive, las personas podr&aacute;n comprar y vender acciones a trav&eacute;s de Internet utilizando el mismo concepto, algo que se conoce como &ldquo;equity crowdfunding&rdquo;. Las compa&ntilde;&iacute;as podr&aacute;n reunir hasta US$ 1 mill&oacute;n en capitalizaci&oacute;n utilizando este m&eacute;todo. Los individuos podr&aacute;n invertir hasta 5% de sus ingresos lo que, se espera, aumentar&aacute; la demanda de esta clase de inversi&oacute;n hasta alcanzar los US$ 1.500 millones. Al encontrar financiaci&oacute;n en Internet las empresas encuentran m&aacute;s que dinero: descubren el tama&ntilde;o de sus mercados y se conectan con usuarios que est&aacute;n interesados en proyectos de esta &iacute;ndole.</p>
<p>&nbsp;</p>
<p>&nbsp;</p>

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades