El marketing espía también en las redes virtuales de apoyo

Son los portales adonde acude la gente angustiada por algún problema para escuchar otras historias.

Las comunidades online dan a los marketineros la posibilidad de conocer el lenguaje, la conducta y las motivaciones de los clientes.

 

A toda hora y en todo el mundo la gente está buscando apoyo… pero no llaman ni al psiquiatra, ni a un amigo ni a un familiar. Prefieren entrar a una red poblada por extraños que tengan el mismo problema. Allí comentan, se lamentan o a veces, observan pasivamente.

 

Las redes de apoyo han existido siempre. Están, por ejemplo, Alcohólicos Anónimos y redes para contener casi todas las demás adicciones.

 

Pero en las comunidades de apoyo virtuales, los marketineros tienen un acceso que no existe en los grupos tradicionales. Allí, de incógnito, tienen la posibilidad de conocer los deseos, y aspiraciones de ese grupo de personas. Allí los mismos miembros aconsejan como si fueran profesionales.

 

Allí, protegidos por lo que creen que es un anonimato casi perfecto, las personas se abren para compartir sus angustias, sus deseos y sus preocupaciones como no podrían nunca hacerlo en un grupo cara a cara.  Eso, desde el punto de vista del marketing, es oro puro. Guste o no.

 

Notas Relacionadas
Tapa octubre 2019

Suscripción Digital

Tapa octubre 2019

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades