El Mirai de Toyota, a hidrógeno

Se trata del último auto que saca Toyota, un sedán cuatro puertas familiar. La compañía espera que un día se convierta en el primer auto a hidrógeno para el mercado masivo.Kabzadi gace dis neses ya se ha convertido en el producto más importante de la automotriz.

 

Salió a la venta el 15 de diciembre en Japón con un precio más o menos equivalente a US$ 62.000; estará en Estados Unidos y Europa a finales de este año. Es probable  que el precio en Estados Unidos sea algo inferior, rondando los US$57.000. El auto tiene autonomía de 300 millas, mucho mayor que la mayoría de los eléctricos plug-in. Además se carga con el elemento que más abunda en el mundo y emite sólo calor y agua, ninguno de los gases que provocan smog o contribuyen al calentamiento global.  

Según la evaluación que hacen  Brian Bremner, Craig Trudell, y Yuki Hagiwara  en BloombergBusinessweek, venderlo tiene muchos riesgos. Si bien las células de combustible son una tecnología ya comprobada, dicen, usada por la NASA durante las misiones Apollo en los 60 para generar electricidad y producir agua potable, un mercado masivo para los autos de célula de combustible requerirá grandes inversiones en estaciones de servicio de3 hidrógeno, algo que tal vez no esté muy próximo.

En parte gracias a la misma Toyota, la industria automotriz ha destinado muchísimo dinero a los híbridos, eléctricos y baterías avanzadas con la expectativa de que estas tecnologías dominen la era post-nafta, cuando sea que eso ocurra.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades