Critican la entrada de Petrobrás a la Argentina

Representantes de la estaciones de servicio dicen que con el ingreso de la compañía brasileña al mercado de combustibles argentino no habrá mayor competencia. Piden que eliminen contratos exclusivos.

(DYN) – El presidente de la Asociación de Estaciones de Servicios Independientes, Manuel García, sostuvo hoy (jueves 7) que la entrada de la brasileña Petrobrás al mercado de combustibles argentino “no tendrá como efecto una mayor competencia de precios”, y propuso que “se eliminen” los contratos de exclusividad entre las petroleras y los estacioneros.

“Ya se probó con la libre importación de nafta, con la reducción del periodo de los contratos de exclusividad, y el precio de los combustible sigue en alza, aunque el barril de petróleo crudo baje”, indicó García, quien afirmó que “la única forma de liberar la competencia es eliminando los contratos”.

En ese sentido, el empresario postuló que “el mercado de los combustibles sea como el de hacienda y el de granos, donde no hay contratos, sino que los productores ofrecen a los compradores que eligen el mejor precio”.

“Así se vería beneficiado también el consumidor”, remarcó García, quien puntualizó que “cuando el crudo cotizaba US$ 26,70 en enero de 1997, la nafta se vendía al público a $ 0,95; en setiembre de 2000, el barril cotizó a US$ 37,30, y el litro acá se vendió a poco más de $ 1. Ahora que el crudo bajó a 28,44, la nafta se vende a 1,20”.

En consecuencia, indicó que “las empresas oligopólicas caterizadas manejan los precios a voluntad y ya ni siquiera dan explicaciones a la hora de aumentar las naftas”.

(DYN) – El presidente de la Asociación de Estaciones de Servicios Independientes, Manuel García, sostuvo hoy (jueves 7) que la entrada de la brasileña Petrobrás al mercado de combustibles argentino “no tendrá como efecto una mayor competencia de precios”, y propuso que “se eliminen” los contratos de exclusividad entre las petroleras y los estacioneros.

“Ya se probó con la libre importación de nafta, con la reducción del periodo de los contratos de exclusividad, y el precio de los combustible sigue en alza, aunque el barril de petróleo crudo baje”, indicó García, quien afirmó que “la única forma de liberar la competencia es eliminando los contratos”.

En ese sentido, el empresario postuló que “el mercado de los combustibles sea como el de hacienda y el de granos, donde no hay contratos, sino que los productores ofrecen a los compradores que eligen el mejor precio”.

“Así se vería beneficiado también el consumidor”, remarcó García, quien puntualizó que “cuando el crudo cotizaba US$ 26,70 en enero de 1997, la nafta se vendía al público a $ 0,95; en setiembre de 2000, el barril cotizó a US$ 37,30, y el litro acá se vendió a poco más de $ 1. Ahora que el crudo bajó a 28,44, la nafta se vende a 1,20”.

En consecuencia, indicó que “las empresas oligopólicas caterizadas manejan los precios a voluntad y ya ni siquiera dan explicaciones a la hora de aumentar las naftas”.

Notas Relacionadas
Tapa octubre 2019

Suscripción Digital

Tapa octubre 2019

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades