5 historias sobre niños emprendedores

Algunos cumplieron el sueño de toda una generación a muy temprana edad: volverse ricos y exitosos. Ciertamente no hay edad para emprender, como lo demuestran estos cinco ejemplos  

Hay muchas trabas y dificultades para lograr un negocio exitoso y cumplir el sueño de ser millonario. Pero, como demuestran estos casos, la edad no parece ser uno de ellos. Emprendedores y empresarios de todas las edades pueden aprender de estos casos ejemplos de que es posible triunfar cuando se tiene una buena idea.

 

Evan y EvanTube

Con la ayuda de su papá, este niño de ocho años lanzó su propio canal de YouTube titulado EvanTube, con el que obtiene casi un millón y medio de millones de dólares por año. En su cuenta hace reseñas de juguetes, habla sobre cosas que a los niños de su edad le interesan y se ha asegurado una audiencia que lo ha hecho crecer. Hay varios millonarios en YouTube, pero si tenemos el carisma para sacar el proyecto adelante es una buena opción para crear tu propia marca. Lamentablemente pocos emprendedores tienen la ternura que sabe inspirar Evan.

 

Christian Owens

Su inspiración fue Steve Jobs. Gracias a él, Owen ganó su primer millón a los 16 años. Tuvo su primera PC cuando era adolescente (seguido de la Mac) y aprendió solo a hacer diseño web en la secundaria. A los 14 años comenzó su propia empresa de diseño, Mac Bundle. El éxito radica en que supo negociar con los desarrolladores y fabricantes para ofrecer paquetes simples y económicos para sus clientes. La moraleja de esta historia es que si conocemos nuestras pasioones y seguimos los pasos de nuestros ídolos podemos encontrar una forma de dar a la gente lo que quiere por poco dinero.

Adam Hildreth

Cuando tenía 14 años, se juntó con algunos amigos para crear Dubit, un sitio social para hacer networking, o sea, relaciones. Era algo popular en el Reino Unido y para sus 16 años tenía casi 3.7 millones de dólares en el banco. Después decidió desarrollar Crisp, una empresa de software que ayuda a proteger a los niños de los depredadores online.

Cameron Johnson

Sus padres le pidieron que diseñara invitaciones para una fiesta de vecinos cuando tenía 11 años. A los invitados les encantaron y comenzaron a pagarle por hacerlas. Cuando a los 14 años fundó “Cheers and Tears”, se dedicó a la publicidad online y el desarrollo de software. En la secundaria su ingreso mensual ya era de 400 mil dólares.

 

Geoff, Dave y Catherine Cook

Estos dinámicos hermanos son responsables de “My Yearbook”, ahora MeetMe, un popular sitio social basado en el lugar donde estudiaste. Estos niños se acababan de cambiar de escuela y querían hacer nuevos amigos, así que un anuario online parecía una buena idea. Sí, estos dos pequeños fueron contemporáneos de Facebook.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades