Una liga dentro de otra liga

Es la formada por los países pequeños de Europa contra Francia y Alemania.

27 noviembre, 2018

La Liga Hanseática del Medioevo fue un conglomerado de ciudades y comunidades de comerciantes que se articuló bajo la forma de federación comercial y defensiva Creada en 1358 con sede en Lübek, se proponía proteger y controlar el comercio en las ciudades del Báltico de los constantes ataques vikingos que asolaban la zona. Era, en definitiva, una asociación de comerciantes de diversas ciudades que se apoyó mutuamente en el campo económico en la Edad Media.

 

Hoy existe, desde 1980, una alianza liderada por Holanda que recibe el nombre de Nueva Liga Hanseática. Reúne a 173 ciudades de 15 países (principalmente de Alemania, pero también de Bélgica, Dinamarca, Estonia, Francia, Gran Bretaña, Rusia, Letonia, Países Bajos, Noruega, Suecia y Polonia), y es la mayor asociación mundial de ciudades de carácter voluntario.

Pero en estos días ha cobrado nueva fuerza y desde Francia se ve a lo que llaman “club” hanseático como una amenaza para la integración de la eurozona y un elemento que desestabiliza la UE.

 

Durante su visita a París la semana pasada el ministro de finanzas holandés, Wopke Hoekstra tuvo que soportar el duro ataque “al club” de su par francés Bruno Le Maire, quien habló ininterrumpidamente durante 20 minutos a los postres de la cena de recepción.

El ministro francés (con la venia tácita de Alemania), acusó a la alianza hanseática de sembrar divisiones entre los mismbros de la Unión.

 

Hoekstra se defendió diciendo que no se trata de un grupo contra otro. Pero lo cierto es que Holanda se opone al presupuesto para la eurozona que propone Francia. “Sou realilsta”, contestó Hoekstra. ” Mi deber es velar por los intereses de los Países Bajos pero siempre respetando los intereses de Europa toda”.

 

En el último año los holandeses dieron nueva vida a la alianza con Irlanda, Finlandia, Dinamarca, Suecia y los estados bálticos de Estonia, Latvia y Lituania para hacer causa común en el debate sobre el futuro de la eurozona. El nombre, Liga Hanseática, implica un intento deliberado de dar a un grupo minoritario, integrado por economías conservadoras, una voz colectiva más fuerte ahora que se retira Gran Bretaña. La partida del Reino Unidos del bloque europeo priva a estar naciones de su mayor aliado para los reclamos de un mercado único más abierto y un presupuesto común más reducido.

 

El grupo es además una respuesta al resurgimiento de una alianza más fuerte franco-alemana con el liderzgo del presidente francés Emmanuel Macron.

Pero Alemania está jugando a dos puntas. Es económicamente conservadora pero desea mejorar su relación política con París. Por eso, mientras Francia ataca de frente, Alemania instó al grupo alrededor de los Países Bajos a levantar la voz para defender posiciones económicas más tradicionales y resistir los avances hacia la unión fiscal para la eurozona.

 

 

Notas Relacionadas
Tapa octubre 2019

Suscripción Digital

Tapa octubre 2019

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades