Ocde reclama precio para emisiones de CO2

El secretario general de la Ocde, Ángel Gurría, reclamó una reorientación de las inversiones que privilegien la creación de empleos con un modelo social con menos injusticias, pero también un "crecimiento verde".

Ante las amenazas por los desarreglos que desencadena el cambio climático, la Organización pide con “urgencia” la fijación de un precio a las emisiones de dióxido de carbono (CO2).

“Es hora de crear la nueva economía” para la que hay que “imaginar nuevas lógicas, nuevos incentivos, nuevas regulaciones” que “dignifiquen el modelo”, subrayó Gurría en la apertura del foro de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (Ocde) que precede a la reunión ministerial anual.

Gurría recordó que pese a la recuperación, sigue habiendo en el mundo más de 200 millones de personas desempleadas, 30 millones más que al inicio de la crisis, y aseguró que las desigualdades alcanzan niveles inéditos desde que existen estudios internacionales, de forma que el ingreso medio del 20% de la población más rica representa 20 veces el del 20% más pobre, cuando hace una generación era de 7-8 veces.

“Esa desigualdad se ha convertido en un obstáculo para el crecimiento”, advirtió el ex ministro mexicano, que dedicó buena parte de su intervención al que es uno de los temas estrella del foro: los retos -también económicos- de los desarreglos climáticos causados por el calentamiento global.

Para Gurría, “las inversiones no pueden ignorar estos desórdenes medioambientales”, para lo cual hay que establecer “incentivos más inteligentes”, porque los sectores de la “economía verde” necesitan inversiones de largo plazo.

En la apertura del Foro, Gurría abogó por “crear una nueva economía” que requiere “nuevos incentivos, nuevas regulaciones” que “dignifiquen el modelo” para hacerlo compatible con el futuro del planeta, pero también con más justicia social.

 

Inflación

 

La tasa de inflación interanual de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) se situó en abril en 0,4%, dos décimas por debajo del nivel de marzo, y en el menor alza de precios entre los países desarrollados desde octubre de 2009, según los datos publicados por la institución.

El debilitamiento de los precios se explica principalmente por la caída de 11,5% de los valores de la energía, frente al retroceso del 10,8% en marzo, indica la agencia de noticias Europa Press.

Por su parte, el precio de los alimentos moderó su incremento al 1,7% desde el 1,9% del mes anterior. 

De este modo, la tasa de inflación subyacente se situó en el 1,6%, una décima menos que en marzo.

Entre los miembros de la OCDE, la tasa de inflación se debilitó en Japón, hasta el 0,6% en abril desde el 2,3% en marzo, Canadá (+0,8% desde +1,2%), y disminuyó ligeramente en EEUU (-0,2% desde +0,1%), así como en Reino Unido (-0,1% desde 0%).

En la Eurozona, la inflación armonizada de abril subió a 0% desde el -0,1% de marzo; y el dato adelantado de mayo apunta a un alza del 0,3%.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades