La clínicas a favor de que se suspenda la desregulación en salud

El titular de la Confederación de Clínicas Sanatorios y Hospitales Privados opinó que la suspensión es positiva si el Gobierno aprovecha la oportunidad para tratar el tema de la salud como una política de Estado.

30 marzo, 2001

Los representantes de las clínicas, sanatorios y hospitales privados se manifestaron a favor de la suspensión de la desregulación del sistema de salud.

“Nos parece bueno y es una oportunidad para que el gobierno convoque a los verdaderos actores para tratar seriamente el tema y que no quede como una disputa entre el poder político, gremial y los intereses de las prepagas”, señalaron.

El titular de la entidad que agrupa a clínicas y sanatorios que dan empleo a unas 250 mil personas estimó que si “el Gobierno no convoca a los verdaderos actores de la salud, esto va a fracasar”.

“Además, el mismo gobierno dijo que quería sacarlo por ley y de la misma manera que existen urgencias para tratar los superpoderes se puede tratar el tema salud, que debe ser una verdadera política de Estado”, opinó.

Larroca añadió que la desregulación es solamente un medio para atender al del pueblo argentino, “que hoy tiene quebrado el acceso a la salud”.

“Hay que hacer un sistema previsible, financiable y con el eje puesto en la
población, porque la atención hoy no es suficiente, oportuna ni de calidad”, subrayó.

Después de sostener que actualmente la mayoría de las clínicas están concursadas, con el personal cobrando por semana y profesionales que no saben cuándo cobran, advirtió que la Argentina está en una verdadera emergencia sanitaria.

Los representantes de las clínicas, sanatorios y hospitales privados se manifestaron a favor de la suspensión de la desregulación del sistema de salud.

“Nos parece bueno y es una oportunidad para que el gobierno convoque a los verdaderos actores para tratar seriamente el tema y que no quede como una disputa entre el poder político, gremial y los intereses de las prepagas”, señalaron.

El titular de la entidad que agrupa a clínicas y sanatorios que dan empleo a unas 250 mil personas estimó que si “el Gobierno no convoca a los verdaderos actores de la salud, esto va a fracasar”.

“Además, el mismo gobierno dijo que quería sacarlo por ley y de la misma manera que existen urgencias para tratar los superpoderes se puede tratar el tema salud, que debe ser una verdadera política de Estado”, opinó.

Larroca añadió que la desregulación es solamente un medio para atender al del pueblo argentino, “que hoy tiene quebrado el acceso a la salud”.

“Hay que hacer un sistema previsible, financiable y con el eje puesto en la
población, porque la atención hoy no es suficiente, oportuna ni de calidad”, subrayó.

Después de sostener que actualmente la mayoría de las clínicas están concursadas, con el personal cobrando por semana y profesionales que no saben cuándo cobran, advirtió que la Argentina está en una verdadera emergencia sanitaria.

Compartir:
Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades