EE.UU.: a US$ 7,9 billones, la deuda casi toca el techo

La secretaria de Hacienda señaló que el endeudamiento federal sumabá casi US$ 7,9 billones a fin de septiembre. Es decir, casi roiza –de nuevo- el techo autorizado por el congreso. De paso, significa 7% del producto bruto interno.

12 noviembre, 2005

Por supuesto, las bancadas opositoras se han lanzado contra la gestión fiscal de George W.Bush. Especialmente, sus “regalos” tributarios a sectores de altos ingresos, rentistas bursátiles y grandes empresas. Con la tercera rebaja impositiva (US$ 135.000 millones), impuesta por la mayoría republicana en la cámara alta, los beneficios para 2011-12 suman ya casi US$ 2,45 billones.

Lo malo de tocar el límite legal es que, mientras no se vote su aumento (a nueve billones), el reglamento no prevé suspender privilegios tributarios. Al revés, se restringirán partidas dedicadas a medicamentos, seguridad social, jubilaciones públicas en escala federal, estadual y comunal.

Por supuesto, esto no atraerá votos al oficialismo, pero los estrategas de la campaña 2006 esperan que el asunto se haya diluido para mediados del año próximo. Sea como fuere, el franco deterioro de Bush (su aceptación cede a 36%) y la imagen no fiable de su gobierno –junto con una serie de escándalos y procesos judiciales- ya plantean un horizonte difícil paa legisladores republicanos que busquen renovar mandatos.

Tampoco le será posible a la Tesorería –desde mediados de este mes- emitir deuda nueva. Esto es, letras y bonos para financiar el impetuoso déficit fiscal, los gastos en Irak y la administración pública federal. Se explica, pues, que John Snow (secretario del ramo) haya preparado una solicitud al congreso para elevar el tope, en medio de un sugestivo silencio de funcionarios y medios especializados.

Ese pedido “es una vergüenza. El gobierno vuelve a admitir que la política fiscal es un fracaso y afecta a los norteamericanos. Salvo a los beneficiados por la imprudente generosidad tributaria”. Así hablaba Nancy Pelosi, jefe de la minoría demócrata en representantes.

Poco antes de conocerse la inminente “saturación de endeudamiento”, Hacienda revelaba que el déficit primario del ejercicio 2005 –cerrado en septiembre- sumía más de US$ 500.000 millones. Es la mayor brecha nominal de la historia y representará 4,2% del PBI.

Por supuesto, las bancadas opositoras se han lanzado contra la gestión fiscal de George W.Bush. Especialmente, sus “regalos” tributarios a sectores de altos ingresos, rentistas bursátiles y grandes empresas. Con la tercera rebaja impositiva (US$ 135.000 millones), impuesta por la mayoría republicana en la cámara alta, los beneficios para 2011-12 suman ya casi US$ 2,45 billones.

Lo malo de tocar el límite legal es que, mientras no se vote su aumento (a nueve billones), el reglamento no prevé suspender privilegios tributarios. Al revés, se restringirán partidas dedicadas a medicamentos, seguridad social, jubilaciones públicas en escala federal, estadual y comunal.

Por supuesto, esto no atraerá votos al oficialismo, pero los estrategas de la campaña 2006 esperan que el asunto se haya diluido para mediados del año próximo. Sea como fuere, el franco deterioro de Bush (su aceptación cede a 36%) y la imagen no fiable de su gobierno –junto con una serie de escándalos y procesos judiciales- ya plantean un horizonte difícil paa legisladores republicanos que busquen renovar mandatos.

Tampoco le será posible a la Tesorería –desde mediados de este mes- emitir deuda nueva. Esto es, letras y bonos para financiar el impetuoso déficit fiscal, los gastos en Irak y la administración pública federal. Se explica, pues, que John Snow (secretario del ramo) haya preparado una solicitud al congreso para elevar el tope, en medio de un sugestivo silencio de funcionarios y medios especializados.

Ese pedido “es una vergüenza. El gobierno vuelve a admitir que la política fiscal es un fracaso y afecta a los norteamericanos. Salvo a los beneficiados por la imprudente generosidad tributaria”. Así hablaba Nancy Pelosi, jefe de la minoría demócrata en representantes.

Poco antes de conocerse la inminente “saturación de endeudamiento”, Hacienda revelaba que el déficit primario del ejercicio 2005 –cerrado en septiembre- sumía más de US$ 500.000 millones. Es la mayor brecha nominal de la historia y representará 4,2% del PBI.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades