Chacho declaro ante la Justicia

Es el primer funcionario que se presenta a los tribunales, por los supuestos sobornos en el Senado. Alvarez aseguró al juez Liporaci que no observó irregularidades en el debate parlamentario.

(DYN). – El vicepresidente Carlos “Chacho” Alvarez se convirtió el viernes en el primer funcionario que comparece ante la Justicia para declarar en la causa por la supuesta compra de votos en el Senado durante el tratamiento de la ley de reforma laboral.

El titular del Senado se presentó a las 10 en el juzgado de Carlos Liporaci, donde ratificó los datos que posee sobre los “indicios” de que pudo haber habido sobornos a senadores para que votaran la reforma laboral, y fue interrogado en detalle sobre el trámite del tratamiento de la ley.

En ese aspecto Alvarez le aseguró que no observó “ningún tipo de irregularidad” en el debate parlamentario, al tiempo que, a pedido del magistrado, se comprometió a aportar datos técnicos –como pericias de letras de máquinas de escribir y computadoras del Senado– para determinar quién fue el autor de un anónimo en el que se incrimina a legisladores por sus nombres y apellidos.

En esta causa podrían ser citados a declarar, también, ministros, secretarios de Estado, senadores y hasta algunos de sus choferes.

El vicepresidente dijo que confirmó al juez que a su entender, los “indicios” sobre el caso de coimas fueron datos en artículos publicados en el diario La Nación y redactados por el periodista Joaquín Morales Solá, y en los pedidos de investigación hechos por el senador Antonio Cafiero.

Al salir de los tribunales de Comodoro Py, Alvarez confirmó –como había dicho antes, al ingresar– que le señaló al juez Liporaci que “hay una gran demanda en la opinión pública para que se haga todo lo necesario a fin de esclarecer el caso”.

Alvarez antes había sido interrogado sobre si estaba conforme que fuera Liporaci –quien ayer sobreseyó a Víctor Alderete en una causa y es recordado, además, por ser uno de los jueces que figuraban en la famosa servilleta de Carlos Corach– quien se hiciera cargo de esa causa, y respondió, resignado, que “es la justicia que tenemos, es la política que tenemos, son los sindicalistas que tenemos, es la sociedad que tenemos”.

(DYN). – El vicepresidente Carlos “Chacho” Alvarez se convirtió el viernes en el primer funcionario que comparece ante la Justicia para declarar en la causa por la supuesta compra de votos en el Senado durante el tratamiento de la ley de reforma laboral.

El titular del Senado se presentó a las 10 en el juzgado de Carlos Liporaci, donde ratificó los datos que posee sobre los “indicios” de que pudo haber habido sobornos a senadores para que votaran la reforma laboral, y fue interrogado en detalle sobre el trámite del tratamiento de la ley.

En ese aspecto Alvarez le aseguró que no observó “ningún tipo de irregularidad” en el debate parlamentario, al tiempo que, a pedido del magistrado, se comprometió a aportar datos técnicos –como pericias de letras de máquinas de escribir y computadoras del Senado– para determinar quién fue el autor de un anónimo en el que se incrimina a legisladores por sus nombres y apellidos.

En esta causa podrían ser citados a declarar, también, ministros, secretarios de Estado, senadores y hasta algunos de sus choferes.

El vicepresidente dijo que confirmó al juez que a su entender, los “indicios” sobre el caso de coimas fueron datos en artículos publicados en el diario La Nación y redactados por el periodista Joaquín Morales Solá, y en los pedidos de investigación hechos por el senador Antonio Cafiero.

Al salir de los tribunales de Comodoro Py, Alvarez confirmó –como había dicho antes, al ingresar– que le señaló al juez Liporaci que “hay una gran demanda en la opinión pública para que se haga todo lo necesario a fin de esclarecer el caso”.

Alvarez antes había sido interrogado sobre si estaba conforme que fuera Liporaci –quien ayer sobreseyó a Víctor Alderete en una causa y es recordado, además, por ser uno de los jueces que figuraban en la famosa servilleta de Carlos Corach– quien se hiciera cargo de esa causa, y respondió, resignado, que “es la justicia que tenemos, es la política que tenemos, son los sindicalistas que tenemos, es la sociedad que tenemos”.

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades