La postergación de los olímpicos deja a los sponsors en el limbo

La Comisión Internacional de los Juegos Olímpicos no dice nada sobre los costos de postergar la competencia.

Hoy habría sido el día de la inauguración de los Juegos Olímpicos de Tokio. La capital japonesa habría recibido a millones de atletas y visitantes de todo el mundo.

Pero el nuevo coronavirus lo cambió todo. Toda la ciudad y en especial las empresas auspiciantes con sede en Tokio están tratando de sobrevivir hasta fin de año.

La gente de la ciudad parece haber perdido el entusiasmo de ver en acción a los mejores atletas del mundo. Según una encuesta realizada por Kyodo News a finales de junio, más de la mitad de los residentes están a favor de posponer los juegos para más allá de 2021 o incluso de cancelarlos. Más les preocupan los problemas de salud pública y los crecientes costos que en definitiva terminarán pagando los contribuyentes.

El año siguiente a los últimos olímpicos celebrados en Tokio es recordado como “la recesión 1965″, y fueron muchos los que la sufrieron. Si los juegos no se celebran en 2021, las consecuencias serán desastrosas para muchas empresas japonesas. Y es muy probable que eso llegue a ocurrir. Tokio debe prepararse para lo peor.

 

Notas Relacionadas

Suscripción Digital

Suscríbase a Mercado y reciba todos los meses la mas completa información sobre Economía, Negocios, Tecnología, Managment y más.

Suscribirse Archivo Ver todos los planes

Newsletter


Reciba todas las novedades de la Revista Mercado en su email.

Reciba todas las novedades